Última hora

De la Croisette al Dolby Theatre: las películas que podrían llegar a los Oscars

By Daniel Martínez Mantilla - 2 de junio de 2013 8 Comments

La 66ª edición del Festival de Cannes llegó el pasado domingo a su fin después de que el jurado comandado por Steven Spielberg entregase la Palma de Oro a la película que había embelesado a la crítica desde su primera proyección en la Croissette: "La vie d'Adele".

El tunecino afincando en Francia Abdel Kechiche lleva al cine "El azul es el color más cálido" (que será el título en la mayoría de territorios internacionales, incluido España y Estados Unidos), una novela gráfica de Julie Maroh que narra el despertar sexual y el camino a la madurez de una adolescente que entabla un romance con otra chica. Ganar la Palma de Oro ayudará al film de Kechiche a venderse en casi todo el mundo, pero este drama de tres horas de duración tiene muy difícil seguir los pasos de "El Árbol de la Vida" y "Amour", dos aclamadas producciones que supieron convertir su triunfo en Cannes en una nominación al Oscar a la mejor película.

Las recientes presencias de Malick y Haneke en los premios de la Academia no deben llevarnos a engaños: sólo dieciséis películas han llegado a la categoría reina de los Oscar después de ganar en el festival francés. La última en ganar fue "Marty"... hace la friolera de 58 años. Las interpretaciones de Léa Seydoux y sobre todo Adèle Exarchopoulos han sido alabadas de forma unánime, pero por mucho que a los académicos les guste nominar a la nueva chica de moda estamos hablando de adolescentes francesas con intensas escenas de cama. Demasiado para el votante medio. En definitiva, la categoría de mejor película de habla no inglesa parece la mejor opción para "Blue is the warmest colour" (siguiendo los pasos de la también francesa "La Clase"), pero ni siquiera esto está asegurado.


El comité de selección francés puede caer ante la tentación de enviar como representante a "El Pasado", la última película del oscarizado cineasta iraní Ashgar Fahardi. El  director y guionista de la aclamada "Nader y Simin. Una Separación" se ha pasado al cine francés para huir de las restricciones imperantes en su país de origen (el año pasado, sin ir más lejos, Irán se negó a participar en la categoría de habla no inglesa a pesar de haber ganado en la edición anterior). Sin llegar a la unanimidad que despertó su anterior trabajo, "Le Passé" ha convencido a la crítica y se parece más al tipo de producciones que suele reconocer la Academia en la categoría de habla no inglesa.

A diferencia de la película de Kechiche, este drama familiar con elementos de thriller sí tiene posibilidades de saltar a otras categorías. Fahardi ya optó hace dos años al Oscar al mejor guión original, mientras que Berenice Bejo es una vieja conocida de la Academia (fue candidata como mejor actriz secundaria por "The Artist") y ha salido muy reforzada de Cannes después de ganar el premio de interpretación femenina gracias a este papel de madre con muchas aristas. Dicho esto hay que recordar que en los últimos 17 años sólo Brenda Blethyn y Penélope Cruz lograron la candidatura tras triunfar en el certamen francés con "Secretos y Mentiras" y "Volver", respectivamente.

Sony Pictures Classic es la distribuidora perfecta para que "El Pasado" tenga visibilidad durante el otoño / invierno y pueda llegar a alguna de las categorías grandes en las nominaciones el próximo mes de enero.



Marion Cotillard debe estar contenta. Ella era la elegida por Fahardi para protagonizar "Le Passé", pero la actriz terminó rechazando el proyecto por cuestiones de agenda y finalmente fue sustituida por Bejo, que acabó birlándole el premio de interpretación en Cannes para el que Cotillard sonaba con fuerza. Karma.

La ganadora del Oscar por su interpretación de Edith Piaf tenía doble presencia en el certamen: la esperada "The Inmigrant" de James Gray y "Blood Ties", el nuevo trabajo como director de su marido Guillaume Canet. A pesar de no recibir la crueles críticas de esta última (Es la película que haría un adolescente de 14 años después de ver "Uno de los nuestros" por primera vez), el drama de época coprotagonizado por Joaquien Phoenix (actor fetiche del cineasta) y Jeremy Renner no convenció a los que consideraban al film de Gray uno de los títulos más prometedores del festival.

El cuidado trabajo de producción de esta cinta ambientada en los años 20 puede entrar por los ojos a unos académicos que les cuesta horrores decir no a una película de época, pero la gran opción de cara a la temporada de premios es Marion Cotillard. La francesa, ignorada recientemente por su papel en "Rust and Bone" (a pesar de ser nominada en los Globos, Critics Choice, SAG y BAFTA), tiene ante sí uno de esos papeles bombón que tanto gustan a los votantes: prostituta, sufrida y políglota. Según los críticos, la actriz habla con un acento polaco que ya quisiera para sí la Meryl Streep de "La decisión de Sophie".



Se esperaba con muchas ganas la llegada de "Nebraska", la road movie en blanco y negro de Alexander Payne, uno de los niños bonitos del cine norteamericano contemporáneo. El dos veces ganador del Oscar (por los guiones de "Entre Copas" y "Los Descendientes") presenta su primer trabajo de encargo - el guión es del desconocido Bob Nelson  - con esta comedia dramática sobre padres e hijos que ofrece la perspectiva opuesta a la aclamada película protagonizada hace dos años por George Clooney.

Se esperaba que la crítica europea cayese rendida a los pies de Payne, pero lo sorprendente fue la reticencia que mostraron los críticos norteamericanos que cubrían el festival. "Una obra menor" es un calificativo que se puede encontrar en sus reseñas con facilidad, aunque Sasha Stone no dudó en calificar a "Nebraska" como una candidata muy seria de cara a los próximos premios de la Academia. Apostar en contra de Payne es contraproducente (cuatro de sus cinco películas anteriores han tenido nominaciones importantes), pero habrá que esperar al otoño para ver cuál es su papel en la carrera. Por el momento, no hay que descartar candidaturas a mejor película, dirección, guión y actor de reparto para Will Forte, toda una incógnita.  El cineasta ha llevado cinco actores a los Oscar, pero en el camino también se quedaron Paul Giamatti y Shailenne Woodley.

El que va a estar seguro es Bruce Dern. No es sólo que la estadística esté de su lado (tres de los últimos cuatro premios masculinos de interpretación en Cannes han llegado a los Oscar), es que es otro de esos papeles que suelen encantar a la Academia: un cascarrabias en la última fase de su vida que debe hacer frente a los errores del pasado en su relación con su hijo. Henry Fonda ganó la estatuilla por hacer exactamente lo mismo en "En el estanque dorado", aunque también es cierto que Dern no tiene el estatus de leyenda del padre de Jane Fonda (actriz que desarrolló ese proyecto para mayor gloria de su padre). En realidad él se parece más a Richard Farnsworth, el actor que logró la nominación en 1999 por una película que comparte muchos paralelismos con "Nebraska": "Una historia verdadera", de David Lynch.

Está por ver si es en la categoría protagonista o de reparto (donde fue nominado en 1978 por su interpretación en "El Regreso"), pero Dern está destinado a ser uno de los protagonistas de la próxima temporada de premios.
.

Otro veterano que podría jugar un papel clave durante los próximos meses es Robert Redford. Resulta increíble, pero el protagonista de títulos míticos como "Dos hombres y un destino", "Tal cómo eramos" o "Todos los hombres del presidente" sólo ha conseguido una nominación interpretativa (por "El Golpe") en 50 años de carrera delante de las cámaras.

En "All is Lost" el joven cineasta J.C. Chadnor (nominado al Oscar a mejor guión original por su ópera prima, "Margin Call") regala al fundador del festival de Sundance y ganador de la estatuilla de mejor director "Gente Corriente" un papel inolvidable: un hombre que se ve obligado a mirar a la muerte a los ojos después de que un accidente en el mar le deje abandonado y a la deriva en pleno mar. La crítica ha celebrado de manera unánime el trabajo de un actor que, a pesar de su inmaculada carrera, se pasó demasiados años intentando aparecer guapo en la gran pantalla. Ahora Redford muestra una gran madurez en un reto físico y dramático que ocupará muchos titulares durante los próximos meses.

El desafío de Chadnor, un cineasta que cambia radicalmente de registro, estilo y ambición en su segunda película como guionista y director, podría ser reconocido por algún premio en los próximos meses, pero lo cierto es que el film no ha despertado la misma pasión que su actor protagonista a pesar de que la mayoría de las críticas son positivas . Mejor actor protagonista parece ser la categoría por la que Lionsgate deberá luchar cuando estrene la película el próximo mes de octubre. No es habitual tener entre manos la mejor interpretación en la carrera de una leyenda. A no ser que la película se estrelle en taquilla, el camino a la segunda candidatura de Redford no debería ser muy complicado.


La presencia de dos veteranos como Dern y Redford puede dañar durante los próximos meses a Oscar Isaac, el aplaudido protagonista de "Inside Llewyn Davis". Tras unos años en los que no estaba a claro si su carrera tenía futuro a largo plazo, el actor guatemalteco sostiene sobre sus hombres el nuevo de trabajo de Joel y Ethan Coen, dos viejos conocidos tanto del festival de Cannes (en sus vitrinas hay una Palma de Oro y tres premios al mejor director) y los premios de la Academia (tienen 4 Oscars cada uno).

El drama inspirado en la figura del músico Dave Van Ronk (un importante intérprete folk neoyorquino y figura clave el Greenwich Village de comienzos de los años 60) ha conquistado a la crítica de forma unánime y recibió la medalla de plata del festival en forma de Gran Premio del Jurado. Los hermanos Coen han alcanzado tal grado de madurez y excelencia en su carrera que han conseguido convertirse en mainstream sin dejar de ser ellos mismos en ningún momento, un logro al alcance de muy pocos cineastas.

Su comparación con títulos como "O Brother" o "Barton Fink" no le favorecen de cara al Oscar, pero si algo como "Un Tipo Serio" logró colarse en la categoría de mejor película, las opciones de entrar de "Inside Llewyn Davis" son enormes después del respeto conseguido en la cita francesa. Conseguir nuevas nominaciones en las categorías de mejor película, dirección y guión parece al alcance de los Coen... una vez más. El que lo tendrá más difícil es Isaac: la competición cada año en la categoría masculina protagonista es brutal y él carece de una carrera detrás que le respalde. Y hablando de carreras sin nominaciones al Oscar... ¿no sería bonito que John Goodman fuese reconocido por la Academia de una maldita vez?


Cerrando el repaso de los títulos de Cannes que cuentan con opciones de Oscar nos encontramos con "Fruitvale Station", la ópera prima de Ryan Coogler que arrasó en el Sundance logrando los premios del público y el jurado. 

Los críticos europeos no han sido tan entusiastas sus colegas estadounidenses, pero sería estúpido apostar en contra del título indie del año. Más aún si está respaldado por The Weinstein Company, que no dudó en comprar los derechos de exhibición del film tras verlo en Sundance el pasado mes de enero. Con un paranorama de hasta diez producciones en la categoría de mejor película, "Fruitvale Station" debería resistir hasta el próximo mes de enero. Mejor guión original y mejor actriz secundaria (para Octavia Spencer) parecen las mejores opciones del film. Su protagonista, Michael B. Jordan, ha sido aplaudido por todo el mundo, pero se enfrenta al mismo problema que Oscar Isaac. 


El festival nos ha dejado otros trabajos interesantes que, por una razón u otra, lo tendrán difícil para llegar a los Oscar. Todo el mundo habla del magnético trabajo de Kristin Scott Thomas en "Only God Forgives", pero si la actriz fue incapaz de lograr la candidatura por su extraordinario trabajo en "Hace mucho que te quiero" no le va a ser más fácil conseguirlo con una película que no ha gustado a casi nadie. Otra que podría rascar nominación - en la categoría de película de habla no inglesa - es "La Grande Bellezza", uno de los títulos más divisivos pero también fascinantes que pasearon por el certamen. Para ello, el comité italiano debería enviar por primera vez a Paolo Sorrentino ("Il Divo"). El que seguro que no va a llegar es Michael Douglas. Desde el momento en que HBO programó "Behind the Candelabra" sin que se hubiese estrenado durante al menos una semana en un cine de Los Angeles o Nueva York la película ya estaba fuera de los Oscar. 

¿Quién creéis que llegarán al Dolby Theatre el próximo mes de marzo? 

8 comentarios to ''De la Croisette al Dolby Theatre: las películas que podrían llegar a los Oscars"

ADD COMMENT
  1. nebraska
    the monument men
    the wolf of wall street
    inside Llewyn davis
    the immigrant
    Fruitvale Station
    gravity
    the hobbit parte II
    y otro complemento

    danny

    ResponderEliminar
  2. las únicas beneficiadas con Cannes fueron Inside Llewyn Davis(posiblemente logrará nominación a Película y Actor para Isaac) y Nebraska(por Bruce Dern pero solo logrará nominación a Mejor Actor y tal vez guión), las demás quedan descartadas (The Immigrant no llega, Two Lovers tuvo mejores críticas, premios y nada en los Oscars ok).

    pienso que el mismo Kechiche está conforme con la Palma y nada mas.

    Fruitvale ahí nomas queda y Weinstein está comprando como loco

    ResponderEliminar
  3. Carey Mulligan no tiene posibilidades por Inside Lewyn Davis?

    ResponderEliminar
  4. Yo digo que a pesar de las críticas, Scott Thomas si logrará la nominación. Los gustos de los franceses y/o Europa y el jurado mundial es muy diferible con el de los académicos.
    Debe de estar nominada la Scott! Es una gran actriz!

    ResponderEliminar
  5. Eso iba a comentarte yo, no me extrañaría que en una categoría tan rara como Mejor Actriz Secundaria no acabara colándose Carey Mulligan. Su papel de novia malhablada es genialísimo y le veo haciéndose la alfombra roja muy a gustico.

    Lo de John Goodman ojalá se cumpla, el tío se lo merece ya de una puñetera vez.

    Y ya que hablas de Cannes, no estaría de más hablar de MUD. Es del año pasado, pero está haciendo buenos números de taquilla y quizá llegue con ALGO de fuerza para febrero. Al menos copará las listas de mejores pelis del año de los críticos, de eso no tengo la menor duda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tarde o temprano Carey Mulligan volverá a la temporada de premios y está claro que con Gatsby no va a ser. A ver si los Coen pegan fuerte y le da a Mulligan la nominación que ya debió recibir por "Shame" hace dos años.

      Resulta muy raro que alguien como Goodman no haya sido nunca nominado, pero yo le veo como un Chris Cooper de la vida. Secundario de lujo al que le llega EL PAPEL en un momento dado y los académicos dudan en darle el Oscar.

      "Mud" está yendo muy bien, pero es la típica película que necesitará el apoyo de la crítica para llegar viva a los Oscar. Sobre todo habiéndose estrenado tan pronto. El cariño a "Take Shelter" (de la crítica, no de la Academia) podría jugar a su favor.

      Eliminar
  6. Antes de que muchos se ilusionen con Mulligan para el Oscar, deben checar antes las criticas, casi todas solo remarcan a Oscar Isaac como el actor, ni siquiera mencionan a Mulligan o Goodman. La unica opción de que Mulligan lo logré sería que el filme fuera suficientemente favorito para arrastrar nominaciones. Ahora, no hay que desesperarse, tiene dos opciones futuras.

    Ahora respecto a la lista:

    Blue is the Warmest Colour:
    Normalmente un filme distribuido de IFC sería sentencia de muerte para los Oscares, pero en esta ocasión estamos hablando quiza del filme más aclamado de los ultimos 6 años en Cannes -Si, incluso por sobre Amour. Las calificaciones de paginas como "Film Francais" lo confirman- y como alguien mencionó en otro foro, el filme llega en un contexto político-social envidiable -Tales como el reconocimiento del matrimonio del mismo sexo en grandes paises como Francia y Brasil, las manifestaciones en contra y candados legales en Estados Unidos y la agenda política dentro de Naciones Unidas-. Además recordemos que la mitad del jurado es del círculo hollywoodense. De estrenarse en 2013, podría ser el filme que respalde la critica y Adele Exarchopoulos sería la IT girl del año -Igual con la narrativa de ser la ganadora más joven de la Palma de Oro-.

    The Past:
    En caso de que Exarchopoulos se convierta en la favorita de la critica, Bejo se encontraría en una situación precaria -Como el caso Riva - Cotillard el año pasado-. Pero sus posibilidades en guión y película extranjera podrían ser la mejor opción. Aunque recuerden, los franceses son muy nacionalistas en este ambito.

    Inside Llewyn Davis:
    Quizá la película en lengua inglesa mejor beneficiada de Cannes. Si CBS Films lográ hacer lo mismo que hizo con Salmon Fishing in the Yemen en los GG, sería la indie del año.

    Nebraska:
    Revisando más a detalle las criticas que salieron de Cannes, no es una fuerte contendiente. Pero sus principales opciones están en Actor (O actor de reparto dependiendo que diga Paramount), Actriz de Reparto y guión.

    The Immigrant:
    Con muy pesar, nuevamente parece que Cotillard no lo va a lograr -Esa mujer debería hacerse una limpia-. Con Streep, Dench y Kidman (Y quizá Roberts si se pone en protagonica) como opciones principales de Harvey y las criticas dispares de un filme -Nuevamente bajo la mano de James Gray-, sin olvidar que Harvey no ha dicho nada del estreno oficial del filme en USA, parece que lo máximo que conseguiría sería la nominación al Globo de Oro. Aparte en este año, hay otras fuertes contendientes francesas con Bejo, Delpy y Exarchopoulos.

    Only God Forgives:
    Ondskan, lamento decirlo pero casi hay certeza del 100% de que Kristin Scott Thomas queda fuera de la contienda. Primero, la distribuidora Radius-TWC parece que ni se va a molestar de estrenar el filme en cines -Solo en VOD-, de ser así, incluso quedaría descalificada, sin olvidar que Scott Thomas no es de las que hace promoción. Ahora, si "Drive" y Brooks, con todo el respaldo de la critica no lo pudieron lograr ¿Qué esperanzas hay que lo logre?. Ya se que algunos dirán que Kidman lo logró, pero nuevamente Kidman estuvo como loca en la promoción de los premios -Incluso hizo citas por Skype con los votantes del SAG y GG-.

    ResponderEliminar
  7. Bueno, yo creo que The Bling Ring tiene muy buenas chances en mejor guión original, y tal vez en mejor actriz de reparto, ya sea para Leslie Mann y/o Watson (ambas recibieron excelentes críticas, incluso dentro de las reseñas que no eran favorables hacia la película)

    ResponderEliminar