Última hora

Análisis de categorías: Mejor Actriz Secundaria

By Daniel Martínez Mantilla - 27 de febrero de 2018 24 Comentarios

Si en la 89 edición de los premios de la Academia la decisión de promocionar a Viola Davis como actriz de reparto por su trabajo en 'Fences' se convirtió en uno de los temas más discutidos de la temporada de premios, este año no ha habido ningún tipo drama en la categoría de Mejor Actriz Secundaria. Las madres, uno de los arquetipos preferidos por los votantes de los Oscar, han vuelto al corazón de la carrera, llegando a ocupar tres de los cinco puestos (podrían haber sido cuatro si Holly Hunter no se hubiera quedado fuera en el último momento). Dos de ellas, Allison Janney y Laurie Metcalf, han dominado la carrera de forma aplastante durante los últimos meses. Los académicos tendrán que escoger entre dos matriarcas muy diferentes entre sí: el monstruo que ha triunfado en todos los premios televisados hasta el momento y la mujer protectora que todo el mundo conoce y que ha conquistado a la crítica.



Mary J. Blige por 'Mudbound' (1ª nominación)

Mary J. Blige ha llegado allá donde no pudieron Madonna, Christina Aguilera y tantas otras estrellas de la música que intentaron abrirse camino en la industria cinematográfica. Con 'Mudbound', la quinta película en la carrera de una cantante legendaria que acumula 9 Grammys de un total de 31 nominaciónes, la artista ha hecho historia. La denominada como "Reina del Hip-Hop Soul" en Estados Unidos es la primera persona en estar nominada en el mismo año como actriz y como compositora (de la canción 'Mighty River'). En la película de Dee Rees, Blige interpreta a Florence Jackson, la matriarca de la familia negra que sobrevive como puede en el Mississippi de los años 40. Sin caer en el melodrama y sin una gran escena en la que brillar, la artista ofrece al espectador una interpretación sutil y contenida que se encuentra en las antípodas de la favorita de la categoría: Allison Janney.

A pesar de que Mary J. Blige no destaca particularmente respecto a sus compañeros de reparto, los responsables de la campaña promocional de Netflix se dieron cuenta de que la artista era la mejor baza de 'Mudbound' para conseguir una nominación interpretativa. Blige formó parte de la mesa redonda de las actrices para The Hollywood Reporter y tuvo un cara a cara en Variety con Salma Hayek. La campaña funcionó a la perfección y Blige ha estado presente en todos los precursores claves de la carrera, con la excepción de los BAFTA británicos. Además, durante varias semanas (y antes de que Daniel Kaluuya y Denzel Washington ganaran opciones en la carrera de Mejor Actor), la cantante se convirtió en la candidata ideal para evitar un nuevo #OscarSoWhite en las nominaciones.

A favor: Es una leyenda para el colectivo afroamericano.
En contra: Tiene la interpretación menos llamativa de todos los nominados. Todos los años siempre hay algún candidato al Oscar para el que la nominación es el premio y, en esta edición, ese es el caso de Mary J. Blige. Los actores son el gremio más abierto a Netflix (como evidenciaron en 2015 la nominación del reparto y el premio a Idris Elba por 'Beasts of No Nation'), pero los ganadores de los Oscar son elegidos por la Academia al completo.


Allison Janney por 'Yo, Tonya' (1ª nominación)

Durante años, Allison Janney ha ejercido como la secundaria a la que Hollywood siempre podía acudir para insuflar de alma cualquier personaje, por pequeño o introvertido que pareciera, como evidencian sus nominaciones al mejor reparto en los SAG por películas tan populares como 'American Beauty', 'Las horas', 'Hairspray' y 'Criadas y señoras'. Era cuestión de tiempo que esta estrella de la televisión norteamericana (acumula siete Emmys por series tan diferentes como 'El ala oeste de la Casa Blanca' y 'Mom') tuviese una oportunidad para brillar en la gran pantalla con su personalísima mezcla de carisma, excentricidad y dialéctica. Tras treinta años de carrera, ese papel por fin ha llegado gracias a Steven Rogers, uno de sus mejores amigos en la industria. El guionista, autor de los libretos de comedias románticas como 'Kate & Leopold', 'Siempre queda el amor' o 'Quédate a mi lado', había escrito numerosos personajes en el pasado pensando en Janney, pero hasta ahora ninguna de esas colaboraciones había podido hacerse realidad.

En 'Yo, Tonya', Allison Janney se convierte en LaVona Fay Golden, la monstruosa madre de Tonya Harding. En el proceso de escritura del guion, Rogers intentó dar con ella para entrevistarla, pero fue imposible. Para darle forma al personaje, el guionista se inspiró en la única entrevista televisada que dio Golden, y en la que se la ve llevando un abrigo de bisón, una peluca y un pájaro en su hombro (una imagen que se repite en la película de Craig Gillespie). El resto de detalles que aparecen en la película están basados en las conversaciones de Rogers con Harding y su exmarido Jeff Gillooly. Esta sea quizás la razón por la que LaVona se presenta al espectador como un monstruo, un personaje unidimensional al que le falta tanta humanidad como le sobran grandes momentos. Janney, como no podía ser menos, los explota hasta el final de sus consecuencias y acaba creando una villana para el recuerdo. Es una interpretación arrolladora, aunque carente de los matices de algunas de sus rivales.

Tras un inicio titubeante en los premios de la crítica, la actriz de 'Yo, Tonya' se ha acabado erigiendo como la gran favorita para llevarse el Oscar después de ganar todos y cada uno de los precursores. Lo único que puede impedir su más que probable coronamiento es el deseo de los votantes de que 'Lady Bird' no se vaya de vacío en el palmarés.

A favor: Allison Janney ha completado la carrera perfecta con el SAG, el Globo de Oro, el BAFTA y el Critics' Choice. Es una actriz incansable y trabajadora que aprovecha la oportunidad que ha buscado durante tanto tiempo. LaVona Golden es un personaje robaescenas escrito a medida de la protagonista de 'El ala oeste de la Casa Blanca'. Su gran rival, Metcalf, firma una interpretación aparentemente sencilla que puede pasar más desapercibida en unos premios que votan más de 7000 personas.
En contraLaVona es una villana sin redención que cae mal al espectador (a pesar de captar su atención desde su primera escena). 'Yo, Tonya' no está nominada en Mejor Película.

Lesley Manville por 'El hilo invisible' (1ª nominación)

La actriz fetiche de Mike Leigh ha llegado a las Oscar sin el genial director británico de su lado a pesar de haber colaborado juntos en siete películas entre 1988 y 2014. Lesley Manville formó parte parte de la conversación de los premios por su trabajo en una de ellas, 'Another Year' (estuvo nominada en los BAFTA y ganó el premio de la National Board of Review, entre otros reconocimientos), pero al final ha sido su primera película a las órdenes de Paul Thomas Anderson la que le ha dado la nominación al Oscar. La nativa de Brighton ha llegado a los premios de la Academia a pesar de que los BAFTA (a los que ha estado nominada en dos ocasiones más por sus trabajos para televisión) fueron el único precursor importante que la incluyeron entre sus finalistas.

En 'El hilo invisible', Manville se convierte en Cyril, la hermana del exclusivo diseñador Reynolds Woodcock,  al que interpreta Daniel Day-Lewis en su supuesta despedida del cine. La actriz da vida a una mujer controladora y con un férreo carácter que se dedica a hacer más fácil la vida de su hermano (ya sea gestionando la contabilidad y la dirección de su empresa o deshaciéndose de las mujeres que han dejado de interesar al modista), aunque sin entrar nunca en su retorcidos juegos. Manville recuerda a la magnética e incorregible ama de llaves de 'Rebeca' con una interpretación minimalista que, sin embargo, acaba siendo cristalina para el espectador y los personajes que rodean a Cyril. Resulta difícil apartar los ojos de ella cuando la actriz está en escena. Su presencia en las nominaciones es tan inesperada como merecida.

A favor: Es la única representante en esta categoría del gigantesco grupo de actores británicos que forman parte de la Academia. El respeto de los votantes hacia 'El hilo invisible' es mucho más grande de lo que los expertos esperaban.
En contra: Da la sensación de que ha conseguido la nominación "in extremis". Su impacto en la película de Paul Thomas Anderson es menor que el de sus rivales de categoría.


Laurie Metcalf por 'Lady Bird' (1ª nominación)

Al igual que su gran rival en la categoría, Laurie Metcalf es una de esas secundarias incansables que han desarrollado casi toda su carrera en la televisión o sobre las tablas de Broadway. La actriz saltó a la fama por su papel como Jackie Harris, la hermana de 'Roseanne' en el clásico de la comedia que habló por primera vez de la clase baja norteamericana. La actriz ganó tres Emmys a la mejor actriz secundaria por esta sitcom que está punto de volver a la cadena ABC 20 años después de la cancelación. Desde entonces, Metcalf ha acumulado múltiples nominaciones a los Emmy por papeles episódicos y en 2016 llegó a recibir tres candidaturas en la misma edición (una de ellas como protagonista). En paralelo, ha desarrollado una carrera muy prolífica en el teatro, sumando cuatro candidaturas a los premios Tony. Tras quedarse a las puertas del premio por la versión teatral 'Misery' (en la que interpretaba al personaje que dio el Oscar a Kathy Bates), la actriz finalmente recibió el mayor reconocimiento del teatro por su papel protagonista en 'A Doll's House, Part 2'.

La carrera de Metcalf en la gran pantalla es mucho más discreta, destacando su trabajo vocal como la madre de Andy en la saga 'Toy Story' y un memorable papel en 'Scream 2', además de breves apariciones en 'JFK. Caso abierto', 'Buscando a Susan desesperadamente' y 'Leaving Las Vegas'. Sin embargo, 'Lady Bird' es la primera película de la actriz en más de una década y se puede decir que la espera ha merecido a la pena. Greta Gerwig le ha regalado el papel de Marion McPherson, la madre eternamente preocupada del personaje que interpreta Saoirse Ronan. En manos de la actriz de Illinois, Marion se convierte en la madre de cualquier espectador con una interpretación aparentemente sencilla pero llena de matices que nos hace pensar en todas esas mujeres que hemos conocido a lo largo de nuestras vidas. Su humanidad es desbordante y tiene una gran ventaja respecto a Janney: la madre de Lady Bird es una persona tridimensional, con defectos pero, al mismo tiempo, con un factor de empatía por parte del espectador que brilla por su ausencia en el caso de 'Yo, Tonya'.

A favorEs una dama de la interpretación en Estados Unidos que este mismo año recibió el Tony a la Mejor Actriz Protagonista. Tiene el apoyo de la crítica de su lado. Su personaje es una madre reconocible por cualquier espectador y mucho más fácil de querer que el monstruo que interpreta Janney. 'Lady Bird' es una de las películas del año y sus compañeras de proyecto, Greta Gerwig y Saoirse Ronan, tienen pocas posibilidades de ganar en sus categorías.
En contra: Ha perdido todos los premios que más se alinean con los gustos de la Academia. Es una interpretación tan sutil que puede parecer fácil.


Octavia Spencer por 'La forma del agua' (3ª nominación, 1 Oscar)

Octavia Spencer sigue haciendo historia en los premios de la Academia. Si el año pasado se convertía en la primera mujer de color en ser nominada al Oscar (por 'Figuras ocultas') después de ganar la estatuilla (por 'Criadas y señoras'), la actriz de 47 años consigue la tercera candidatura de su carrera, igualando el desangelado récord de su amiga y compañera Viola Davis. La actriz es, junto a Meryl Streep y Denzel Washington, uno de los tres intérpretes que han sido reconocidos por la Academia en las dos últimas ediciones. En 'La forma del agua', su primera colaboración a las órdenes de Guillermo del Toro, interpreta a Zelda Fuller, la charlatana amiga de Elisa (Sally Hawkins), con la que trabaja como limpiadora de un laboratorio secreto del gobierno. La ausencia en el Sindicato de Actores ha sido la única mancha del paso de la actriz por la temporada de premios. Este año, también formó parte del drama independiente 'Un don excepcional', por el que se llevó el Image a la mejor actriz secundaria del año. Curiosamente, no ha ganado ningún premio por el papel que le ha llevado a sumar una nueva nominación en su currículum.

Como Zelda, Spencer vuelve a ejercer de robaescenas sarcástica y con el corazón de oro a pesar de que el guion no le da demasiados elementos con los que jugar. Los más críticos con la intérprete le acusan de estar encasillada y de hacer siempre el mismo papel, pero Spencer es una de esas actrices que siempre exprimen al máximo sus oportunidades. El "efecto arrastre" de la multinominada 'La forma del agua' y el evidente cariño de los académicos explican la presencia de la intérprete en los Oscar. Al igual que pasó con 'Figuras ocultas', su nominación no es injusta, pero tampoco incontestable. Esperemos que los directores del mañana den nuevas oportunidades a una actriz a menudo desaprovechada que es todo actitud y carisma.

A favor: La Academia adora a Octavia Spencer y ninguna actriz podría aprovechar tanto un personaje como el de Zelda.
En contra: No puede competir con la resonancia emocional de Laurie Metcalf ni con el magnetismo de su amiga íntima Allison Janney. El premio para Spencer es ampliar el sensacional palmarés de una actriz que huye de lo normativo en Hollywood.

Ganará: Allison Janney por 'Yo, Tonya'
Podría ganar: Laurie Metcalf por 'Lady Bird'
Debería ganar: Laurie Metcalf por 'Lady Bird'
Debería estar nominada: Hong Chau por 'Una vida a lo grande'

24 comentarios to ''Análisis de categorías: Mejor Actriz Secundaria"

ESCRIBE TU COMENTARIO
  1. Es Correcto ... Ganará Allison Janney ... Pero Debería Ganar Laurie Metcalf 👏

    ResponderEliminar
  2. Debería estar nominada Michelle Pfeiffer :(

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Por cualquier película! ¡Somos tantos los que queremos ver a la Pfeiffer reconocida por la Academia que aunque las películas sean tan horribles como Madre o tan mediocre como Asesinato en el Orient Express (aunque ella es lo mejor en esos dos filmes)

      Eliminar
    2. Pero en esta ocasion tendria que ser por Mother!

      Eliminar
    3. Es cierto la academia le debe varias nominaciones a Michelle, Batman Returns, la edad de la inocencia y la flor del mal. Este año sono muy fuerte pero sobresalio con maravillosas actuaciones en mother y asesinato en el oriente express. Nos deben el estreno de Where is Kyra por el que recibio muchos elogios. Espero una pronta reivindicación lo mismo que para Sigourney Weaver y Debra Winger.

      Luis Fernando Barreto Colombia
      lufeba68@gmail.com

      Eliminar
  3. Que merecidisimo ese oscar para la leona de Allison, tantos años en la industria y porfin le llega un papel relevante en una película, en el construye un personaje que solo las grandes consiguen hacer. Por estas cosas merecen la pena los premios como los oscar, para premiar a aquellos actores que siempr han estado hay con pequeños papeles pequeños y cuando les dan la oportunidad hacen esto.
    Espero que lo gane y se haga justicia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Además me alegro que se reconozca a una verdadera actriz de reparto de toda la vida, que como buena secundaria eleva las películas en las que participa y que es una robaescenas total

      Eliminar
  4. El personaje de Metcalf es bueno, pero Janney fue la mejor sin dudas.

    ResponderEliminar
  5. Totalmente de acuerdo, si bien me encantaría ver a Allison Janney con un Oscar, lo de Laurie Metcalf es superiror, una actuación realista y natural, contra un papel más sobractuado en el caso de Allison, que es lejos lo mejor de I, Tonya

    ResponderEliminar
  6. Ganará y DEBE ganar... Allison Janney, infinitamente mejor personaje y trabajo q la sosa Metcalf

    ResponderEliminar
  7. Efectivamente, octavia spencee vuelve a hacer lo mismo de siempre, Hong Chau debió estar en su lugar y seria el quinteto perfecto.

    Allison tiene mas ventaja porque ya es.mas conocida.en el mundo cinematogràfico, pero.definitivamente Laurie Metcalf es quien realmente merece ganar. 💪

    ResponderEliminar
  8. Yo, por mi C.J.Cregg, mato. Pero tampoco me importaría que Metcalf o Manville ganasen.

    ResponderEliminar
  9. Es correcto todo en esté análisis, sin embargo, he de decir que el trabajo de Octavia Spencer en "The Shape of Water" es merecedor de la nominación, e incluso, me cautivo más que su papel en "Hidden FIgures", pero ninguno de los dos fue mejor que su actuación en "Fruitvale Station" por la que no fue tenida en cuanta. Así las cosas la decisión seria:

    Ganará: Allison Janney por "I, Tonya"
    Podría ganar: Laurie Metcalf por "Lady Bird"
    Debería ganar: Allison Janney por "I, Tonya"
    Debería estar nominada: Holly Hunter por "The Big Sick" (superior a dos de las nominadas de este año y no hablo de Lesley Manville ya que su nominación es de las más merecidas)
    Sorpresa a ganar: Lesley Manville por "Phantom Thread"


    ResponderEliminar
  10. Spencer está increíble en su última escena con Shannon, es una escena que no ha hecho antes, para mí su nominación sí es incontestable, pero es cierto que Janney, Metcalf y Manville están mejor. La intrusa es Blige, esa nominación era para Hunter o Hadish. Lo peor es que el reparto entero de Mudbound está mejor que Blige (salvo Clarke).

    ResponderEliminar
  11. Allison janney sin duda merece ganar la estatuilla. Se roba toda las escenas de I, tonya la odie y me rei con ella. Laurie metcalf no esta mal pero veo su actuacion es muy sobrevalorada, ademas de que no veo que le robe escenas a Saoirse ronan.

    Ganara, Quiero que gane y Debe ganar: Allison janney
    Sorpresa: Laurie metcalf
    Gran olvidada: Hong chau por Downsizing(Aunque muchas fueron olvidadas)
    No deberia estar aqui: Lesley manville

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ángel Omar Soto, si te párese que Lesley Manville no debería estar nominada es porque no sabes apreciar una buena interpretación, puesto que si tengo que alabar a una de las cinco, esa es Lesley Manville, que no sólo debe estar nominada, sino que supera a muchas de las allí presente con exquisitez, sobriedad y si tanto efectismo, así nos da un masterclass de interpretación en especial cuando no necesita decir mucho para cautivarnos y darnos cuenta que es la fuerza de todo lo que el personaje de Daniel Day Lewis ha podido lograr.

      Eliminar
    2. Directamente no ha visto el hilo invisible...

      Eliminar
  12. Es maravilloso como Octavia Spencer dejó de ser una one hit wonder para volverse secundaria de lujo y refrendar su premio. Tenía todo para seguir los pasos de Mo'nique y Jennifer Hudson y ha tenido una carrera post oscar muy superior a la de otras ganadoras que por su físico tenían más papeles a disposición que ella, como Catherine Z Jones o Jennifer Connelly.

    ResponderEliminar
  13. Una duda... ¿el papel de Hong Chau es tan bueno como se dice? (No he visto su película)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para mí si, lo mejor de la película... Y gran ausente en las nominaciones.

      Eliminar
  14. Para mí lo merece Metcalf. Pero contento de que al menos este año no haya fraude de categoría.

    ResponderEliminar
  15. La "chinita" de Downsizing tiene una actuación GENIAL en Downsizing que le da vida y brillo al aún pálido relato de la película, a pesar de su original propuesta. Maneja como quiere al personaje de Matt Damon y se roba gran parte de la película. Debió ser nominada.

    Otro papel por el que pudo haber sido nominada Octavia Spencer fué el de La Cabaña, en una adorable interpretación de Dios femenino que intenta reconfortar a un dolido y con ansias de venganza Sam Worthintong, y cuya hija muere después de ser secuestrada.
    , que pi

    ResponderEliminar