Última hora

Análisis de categorías: Los candidatos al Oscar a la Mejor Dirección

By Javier Navío - 5 de febrero de 2020 28 Comentarios

Los cinco nombres que se dan cita en la categoría de Mejor Dirección son los que han sido más habituales a lo largo de la carrera. Por primera vez en la historia, el mismo quinteto de directores ha sido nominado en Oscars, BAFTA y Globos de Oro. Algo sorprendente teniendo en cuenta que la lista de aspirantes a hacerse con un puesto en este apartado no era precisamente corta. Taika Waititi, reconocido por el DGA, ha sido la ausencia más notable en una categoría en la que también podrían haber entrado Noah Baumbach y Greta Gerwig (ambos nominados al Critics' Choice). La ausencia de Todd Phillips en el gremio de directores parecía abrir la puerta a que los académicos apostaran por una opción más singular (Gerwig e incluso Pedro Almodóvar sonaron con fuerza en los días previos al anuncio de las nominaciones) pero, finalmente, se acabaron decantando por el máximo responsable de 'Joker'.

Bong Joon-ho dominó de forma holgada los premios de la crítica pero los Globos de Oro supusieron un cambio en la tendencia. Tras imponerse en BAFTA, Globos, DGA y Critics' (donde compartió el premio con el director de 'Parásitos'), Sam Mendes se ha convertido en el favorito indiscutible para llevarse la estatuilla. Completan la categoría Martin Scorsese y Quentin Tarantino, dos grandes nombres que apuntaban a protagonizar un duelo por todo lo alto en los Oscar pero que han acabado siendo superados por el 'tour de force' de Mendes en '1917'. Este año se da la circunstancia de que todos los candidatos a la Mejor Dirección han sido multinominados: los cinco son productores de sus películas y cuatro de ellos son también guionistas.


Bong Joon-ho por 'Parásitos' (1ª nominación)

'Memories of Murder', Concha de Plata a la Mejor Dirección en el Festival de San Sebastián, situó en el mapa a Bong Joon-ho. La segunda película del coreano era un thriller rural que influyó de manera evidente a muchos títulos que llegaron después ('Zodiac', 'El secreto de sus ojos' o 'La isla mínima'). Su siguiente película, 'The Host' se convirtió en un título de culto instantáneo mientras que 'Mother' fue una de las películas de habla no inglesa más aclamadas de 2009. La primera década del Siglo XXI le sirvió a Bong para labrarse un nombre y poder aspirar a proyectos más ambiciosos: sus últimas dos películas ('Snowpiercer' y 'Okja') están rodadas en inglés y protagonizadas por grandes estrellas. Pese a sus coqueteos con Hollywood, Bong nunca se despegó de su país y para su siguiente película decidió volver a sus orígenes.

Bong ha dirigido películas muy distintas pero hay algunos elementos comunes entre ellas: la crítica social, el tema de la familia y un sentido del humor marciano que puede aparecer incluso en los momentos más inesperados. 'Parásitos' recoge y sublima todos esos aspectos que han caracterizado la obra del coreano, que hace gala de un dominio absoluto de la puesta en escena (los movimientos de cámara ascendentes y descendentes están cargados de significado). En manos de otro cineasta, la mezcla de géneros que plantea la película (de la comedia al drama pasando por el thriller o incluso el terror) podría haber sido un auténtico despropósito. Sin embargo, Bong consigue que la historia fluya de un tono a otro sin perder de vista en ningún momento el comentario que la película quiere hacer sobre la desigualdad social y la lucha de clases.

Su cine nunca fue para todos los públicos (lo que explica que sus películas jamás hubieran conseguido ni una sola nominación al Oscar) pero 'Parásitos' he ha dado a Bong el reconocimiento a nivel mundial que hacía tiempo que merecía.


Sam Mendes por '1917'

En 2019 se cumplió el vigésimo aniversario de 'American Beauty', una de las óperas primas más aclamadas de la historia del cine. Su máximo responsable era Sam Mendes, un director que pese a su juventud (solo tenía 34 años) ya se había hecho un nombre en el mundo del teatro. Exactamente 20 años le ha costado a Mendes volver a los Oscar, dos décadas en las que le hemos visto hacer de todo: cine negro ('Camino a la perdición'), drama ('Revolutionary Road'), comedia ('Un lugar para quedarse') o cine de acción ('Skyfall' y 'Spectre'). Con '1917' se ha estrenado como guionista, logrando ser reconocido también en este apartado aunque el libreto está lejos de ser el aspecto más destacado de la película más espectacular del año pasado.

La historia que narra '1917' es solo uno de los numerosos relatos que Mendes escuchó de la boca de su abuelo, ex combatiente en la Primera Guerra Mundial. El realizador siempre había tenido en mente este proyecto y desde el principio tuvo claro que la mejor manera de contar esta historia era hacerlo a través de un único (aunque falseado) plano secuencia que convirtiera la película en una experiencia lo más inmersiva posible para el espectador. Cuando al fin llegó el momento de iniciar la producción de '1917', Mendes no dudó en contar con dos de sus colaboradores habituales, Roger Deakins y Thomas Newman, que contribuyen enormemente a aumentar el factor emocional de la película. El trabajo de Mendes recuerda irremediablemente a las dos películas que le dieron el Oscar a Alejandro González Iñárritu: con 'Birdman' comparte la idea del único plano secuencia y con 'El renacido' la dificultad de rodar en exteriores.

'1917' es un espectáculo impresionante que reivindica la experiencia de ir al cine pero también es el clásico ejercicio narcisista que la Academia no puede evitar premiar en el apartado de Mejor Dirección.


Todd Phillips por 'Joker' 

En 2009, el enorme éxito de 'Resacón en Las Vegas' colocó en el mapa a Todd Phillips. La película no solo conquisto al público sino que también consiguió reconocimientos tan importantes como el Globo de Oro a la Mejor Comedia o Musical y una nominación al BAFTA en el apartado de Mejor Guion Original. Phillips, que por aquel entonces ya era un experimentado director de comedias de brocha gorda ('Road Trip', 'Aquellas juergas universitarias') siguió cultivando el género con 'Salidos de cuentas' y las dos secuelas de 'Resacón' hasta meterse de lleno en un proyecto que rompía con todo lo que había hecho antes: 'Joker'. El próximo 9 de febrero Todd Phillips pisará la alfombra roja de los Oscar como uno de las grandes protagonistas de la noche: además de como director, está nominado como guionista y productor de la cinta. No será la primera vez que esté en los Oscar porque Phillips ya fue nominado en 2007 por el guion de 'Borat'.

Como se ha dicho en innumerables ocasiones, el mayor referente de 'Joker' es 'El rey de la comedia' (1982) pero, a nivel estético, la película está mucho más emparentada con los thrillers de los años 70: el cine de William Friedkin, Sidney Lumet, Sidney Pollack o, por supuesto, Martin Scorsese. Del mismo modo que el Nuevo Hollywood rompió con las normas establecidas, Phillips apostó por dar una vuelta de tuerca al cine de superhéroes (en este caso más bien de supervillanos) y hacer algo que no tenía nada que ver con ninguna otra película del Universo DC (ni tampoco con una de Marvel). La tremenda crudeza con la que Phillips decide narrar el descenso a los infiernos de Arthur Fleck hizo de 'Joker' una de las películas más polémicas del año. Pero la nominación de Phillips no se debe solo a su osadía a la hora de crear una obra realmente subversiva sino también a su portentoso trabajo de puesta en escena.

Su cine nunca había llamado la atención por su poderío visual pero en 'Joker' demuestra una gran capacidad para crear imágenes impactantes: el baile en las escaleras, la entrevista en televisión o el plano de Joaquin Phoenix ante el espejo son escenas que nos acompañarán siempre.


Martin Scorsese por 'El irlandés' 

Con su novena nominación al Oscar en la categoría de Mejor Dirección, Martin Scorsese ha adelantado a Billy Wilder y se sitúa como la segunda persona que más veces ha aparecido en este apartado. Se distancia en dos candidaturas de sus perseguidores (Woody Allen y Steven Spielberg) pero aún se queda lejos del récord de William Wyler (12). Durante muchos años, el cine de Scorsese parecía reñido con los Oscar: todas sus grandes películas ('Taxi Driver', 'Toro salvaje', 'Uno de los nuestros') perdieron en la categoría principal y aún cuesta asimilar que por 'Taxi Driver' ni siquiera fuera nominado en Mejor Dirección. Tras muchos años alejado de las categorías principales, la Academia se reconcilió con Marty tras 'Gangs of New York': seis de sus últimas ocho películas han sido nominadas tanto en la categoría reina como en Mejor Dirección.

'El irlandés' tiene todos los elementos que cabría esperar de una película de gangsters dirigida por Scorsese: voz en off, miradas a cámara, humor negro, explosiones puntuales de violencia... Sin embargo, hay algo que la distingue de títulos como 'Uno de los nuestros' o 'Casino': un ritmo pausado y una abundancia de planos fijos que recuerdan mucho más a la contemplativa 'Silencio' que al nervio y la rabia que aún estaban en 'El lobo de Wall Street'. Aunque su trabajo de cámara sea más discreto que en otras ocasiones, el neoyorquino no deja pasar la oportunidad de mostrar su talento para la puesta en escena en varios momentos (por ejemplo, en el plano secuencia que abre la película). 'El irlandés' es lo más parecido que ha hecho a un estudio de personajes, una película a fuego lento que contiene varias escenas que podrían parecer prescindibles pero que sirven para que el espectador conozca mejor a los protagonistas y, de alguna manera, se sienta más cercanos a ellos.

La derrota de 'Uno de los nuestros' ante 'Bailando con lobos' en los Oscar de 1991 es recordada como unas de las mayores afrentas de la historia de los premios. Casi 20 años después de aquello, la Academia sigue encontrando nuevas maneras de no premiar a Martin Scorsese.


Quentin Tarantino por 'Érase una vez en... Hollywood' 

Es la tercera presencia en la categoría de Mejor Dirección para Quentin Tarantino, que ha logrado sus tres nominaciones en décadas distintas: 'Pulp Fiction' (1994), 'Malditos bastardos' (2009) y ahora 'Érase una vez en... Hollywood'. El de Knoxville lleva mucho tiempo siendo uno de los realizadores más famosos del planeta pero sus películas no siempre encajan con los gustos de la Academia: por 'Django desencadenado' ganó su segundo Oscar al Mejor Guion Original pero fue ignorado en la categoría de Mejor Dirección y por 'Los odiosos ocho' ni siquiera fue nominado como guionista. 'Érase una vez en... Hollywood' se ha convertido, con diez candidaturas, en su película más nominada y también es la que más cerca se ha quedado de triunfar en las categorías principales.

Durante su carrera, Tarantino se ha empeñado en rendir tributo al cine que más le gusta (el western, el kung-fú, el bélico...) así que tenía todo el sentido del mundo que acabara haciendo una película que habla sobre el cine en sí mismo y que le permite introducir todas sus filias habituales. 'Érase una vez... en Hollywood' es, en efecto, una carta de amor al cine pero en absoluto se trata de un retrato complaciente del mundo del séptimo arte. A través de tres personajes principales (Rick Dalton, Cliff Booth y Sharon Tate), Tarantino nos habla de las luces y las sombras de Hollywood mientras confunde realidad y ficción (una vez más, se permite modificar hechos históricos) y se adentra en terrenos inexplorados en su filmografía (la visita de Cliff al Rancho Spahn es lo más cercano al terror que ha hecho). A nivel visual, no es la película más espectacular de Tarantino pero sí es uno de sus trabajos más elegantes (movimientos de cámara suntuosos, planos de gran escala). El guion de la película le permite además saltar de un género a otro y jugar con distintos formatos de imagen.

Esta habría sido una buena oportunidad para premiar al Tarantino director pero los gustos de la Academia en este apartado van por otros derroteros.

Ganará: Sam Mendes por '1917'
Podría ganar: Bong Joon-ho por 'Parásitos'
Debería ganar: Bong Joon-ho por 'Parásios'
Debería estar nominada: Greta Gerwig por 'Mujercitas'

28 comentarios to ''Análisis de categorías: Los candidatos al Oscar a la Mejor Dirección"

ESCRIBE TU COMENTARIO
  1. En un mundo decente Tarantino y Scorsese se pelearían esto...pero bueno, 5 grandes trabajos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son grandes pero honestamente no son la mejor dirección del año.

      Eliminar
    2. En un mundo decente la pelea sería entre Bong Joon-ho y Martin Scorsese.

      Eliminar
    3. Las mejores direcciones del año están en Bong y Scorsese y cuanto me dolerá verlos perder ante la fanfarronería de Mendes

      Eliminar
    4. En un mundo decente debería ganar Scorsese

      Eliminar
    5. En un mundo decente Scorsese ni siquiera habría estado nominado.

      Eliminar
    6. Que exagerado eres manantial jajaja lo que dijiste es lo más tonto que he leído este año en el blog.

      Eliminar
  2. ganara : 1917
    podría ganar : 1917
    debería ganar : 1917
    saludos a todos

    ResponderEliminar
  3. Honradamente y cuando el tiempo dicte sentencia por ejemplo dentro de 20 años:
    Irlandes
    Erase
    Parasitos
    1917
    Joker
    Deberia estar :pues seguro pedro almodovar, que ha parido un clasico instantaneo
    Sciamma que ha hecho un pelicula impresionante..
    Magnifico año sin duda

    ResponderEliminar
  4. Me alegraría que se lo diesen a Bong Joon ho, pero Scorsese se lo merece y la Academia se lo debe

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Scorsese ya tiene un Oscar
      Si es por 'deber' que se lo den a Tarantino.

      No creo que con El irlandés, Marty haya hecho más méritos que sus más directos rivales.

      Eliminar
  5. Es una gilipollez pero habeis puesto que Bong Joon-ho ganó la Concha de Oro por Memories of murder pero creo que se llevó la de plata a mejor director.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De todas formas en ese festival, gano como muchas veces lo que no tenia que ganar, memories of a murder fue la mejor pelicula de todo el festival, compartiendo mi corazon con el primer largo de un ganador de oscar.. "the station agent" de tod mccarthy con el gran peter dinkladge

      Eliminar
  6. Gracias por irse por el lado de Parasite, la verdad ya me cansa que en la generalidad crean que un buen director es el que hace plano secuencia (Gravity, Birdman, 1917) y no, la dirección no es simplemente hacer un plano secuencia es hacer algo visualmente diferente y distintivo, manejar a los actores y la parte técnica con mucha sinergia y sinceramente Sam Mendes está lejos hasta de sus otros nominados, la película de Sam Mendes es un excelente logro técnico pero cualquiera podría haber hecho esa peli puedo sentir más en los planos a Deakins que a Mendes, cosa que si se puede sentir en American Beauty lo que le valió su primer Oscar y fue merecido. Tanto las cintas de Bong, Tarantino y Scorsese se puede apreciar que su estilo visual está muy marcado y definido, lo de Phillips es un chiste que esté nominado con el director que más plagió en Joker, todos sabemos quién es.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Discrepo totalmente.
      Para hacer plano secuencia tienes que tener a actpres y extras totalmente concentrados en lo que toca en todo momento.

      Por no hablar de TODO el equipp técnico.

      Que dirigir a actores sì, tiene métrito, pero puedes repetir hasta la saciedad la escena si quieres.

      Creo que es infravalorar o minusvalorar en exceso tu análisis.

      Hay escenas muy logradas en 1917, hay diferentes escenarios. Idear todo eso, tenerlo en la cabeza y trasladarlo a la gran pantalla es un huevo de faena.

      Eliminar
    2. Scorsese hace algo diferwnte a lo que hayamos visto?
      Se rodea de los grandes actores, cuenta la historiw como siempre.

      Es muy bueno, la peli es muy buena. Pero no me muestra nads diferente.

      Tarantino tiene momentos excepcionales, pero a la pelicula le falta algo tan gordo como un hilo argumental sólido. Es un proyecto casi de Sketches y eso le resta a pesar de parecerme una gran dirección.

      En pelicula puedo entender aue ls gente adore al coreano. En dirección, sin duda alguna también.

      Pero ni El irlandés ni érase una vez me parecen tan sólidas para derrotar a un proyecto ambicioso y diferente como 1917 en las dos categprías principales.

      Ni todo en una peli debe ser lo visual. Ni todo debe ser guión. Cada peli es un mundo y tiene sus virtudes a explotar

      Eliminar
  7. Tarantino no es texano. Él nació en Knoxville, Tennessee.

    ResponderEliminar
  8. Soy el único al que no le molesta que esté nominado Phillips?

    ResponderEliminar
  9. Bong es el mejor de lejos, crea imágenes poderosas, dirige sus actores de forma inmejorables, tiene grandes planos técnicos, controla el balance entre drama, terror, comedia y thriller de forma increíble, ya le gustaría a Waititi que le saliese así la mezcla de géneros que hace él en Jojo Rabbit.

    Mendes quitando el plano secuencia, no hace nada memorable, además gracias al dichoso plano entrega una película llena de personajes planos y de clichés.

    Tarantino sí merecería ganar, lo que hace es asombroso y nadie más lo puede hacer, por eso le tienen tanta envidia, me fascina que no renuncia a ninguna de sus pasiones e igual siempre le sale bien. Es un maestro creando imágenes y personajes icónicos.

    Philips sí merece estar nominado porque algo algo enorme y aunque se inspira demasiado en Scorsese, las imágenes más icónicas del film (muy bien resumidos por Javier Navío) no se parecen a nada que haya filmado Scorsese, el ritmo también es distinto.

    Scorsese solo está aquí por pena y por su nombre, la película es respetada, pero no es amada. Él comete un montón de errores de principiante, los efectos digitales son horribles, el metraje final es innecesario.

    En lugar de Scorsese debió estar Céline Sciamma o Greta Gerwig, ambas realizan trabajos de dirección extraordinarios, y si sus pelis fuesen filmadas por Scorsese, sobre todo el francés, habría ganado dirección de lejos.

    ResponderEliminar
  10. A mi parecer, este año ha sido bastante notable en películas y eso se nota, y mucho, en los nominados en Dirección y en los nombres que se han quedado fuera. Personalmente, me quedo con el surcoreano Joon-Ho Bong pero, sin duda, hay un gran favorito.

    Joon-Ho Bong es de estos cineastas que en su filmografía se puede decir que no tiene ningún tachón. Podrá gustar sus películas más o menos, pero todas tienen algo y todas se ve a un director con bastante estilo y, posiblemente, de los que mejor rueda en el cine actual. Hasta ahora, mi película favorita era "Madeo", thriller angustioso donde se ve a una madre que lucha por la inocencia de su hijo y donde se bastante de sus preocupaciones como director. Pero está claro que "Parasite" es su obra cumbre. Bong pule todo su ingenio y aprovecha un guión con muchos matices para ofrecer una obra completa, con bastantes lecturas, por momentos cómica pero muy incómoda y con un mensaje social brutal. A nivel técnico se sale y como director de actores no se queda atrás. Debería ser el ganador del Oscar pero no creo que haga saltar la banca.

    Sobre Martin Scorsese, poco se puede añadir. Sin duda es uno de los genios y maestros del cine y cada película es una lección de arte. Puedes estar o no de acuerdo con él de ciertas cosas pero viendo sus películas solo queda aprende de ellas. Y "The Irishman" es otro ejemplo de su maestría. Era complicado realizar "The Irishman", ya que era un proyecto muy complejo, elaborado durante tanto tiempo que parecía que se convertiría en uno de esos proyectos malditos de la historia del cine. Y, por fin, se ha podido visualizar. Scorsese hace un fresco de EEUU durante el siglo XX, su segunda mitad, tremendo. Toca varios momentos siempre utilizando personajes famosos pero desde su personal prisma. Muchos han catalogado la película como una elegía sobre el paso del tiempo, la vejez y el olvido. Y no están para nada desencaminados. Pero también es un autohomenaje de su director a su propia filmografía, como si supiera Scorsese se carrera está cerca. Personalmente, me parece una de sus mejores obras, superior a "Infiltrados", que fue quien le dio el Oscar (e "Infiltrados" también es muy buena). Técnicamente es brutal (gran edición y gran fotografía) y no ha dudado de rodearse de un elenco que él sabe que le van a responder como lo han hecho. Sin duda, "The Irishman" es lo mejor de Scorsese desde "Uno de los Nuestros".

    Y si he escrito sobre un genio, ahora lo haré sobre otor. Y es que Tarantino es de los pocos cineastas que son capaces de vender una película tan solo con su nombre, marcando a varios generación gracias a que ha convertido en icónicas varias de sus obras. Personalmente, no considero "Once Upon a Time... in Hollywood" como una de sus grandes obras (de las últimas, me parece superior "Django Desencadenado" o "Malditos Bastardos") pero el talento tremendo que tiene Tarantino convierte una película que no es de las mejores en un top 5 de ese año, y "Once Upon a Time... in Hollywood" es un top del 2019. Aquí, una vez más, el espectador es partícipe de la profunda cinefagia del director, llevándonos a un Hollywood dorado antes de los 70, una época donde el cine taquillero se volvió bastante adulto. Tarantino narra y dirige con amor e incluso dando una sensación de "País de la Maravillas" donde todo está permitido. Tarantino siempre ha destacado, y mucho, tanto como director como guionista (y narrador) y, por primera vez en bastante tiempo, creo que aquí su talento se nota y mucho en la dirección (capaz de hacer interesante una escena de una famosa actriz viendo su propia película en el cine). "Once Upon a Time... in Hollywood" es un gran trabajo de dirección, seguramente de los más limpios de Tarantino. ¿Merece su primer Oscar como director? Posiblemente tenga más opciones este año en ganar su tercero como guionista.

    ResponderEliminar

  11. Sam Mendes es un cineasta que, a su pesar, logró demasiado pronto la fama con una de las películas más representativas de los 90, "American Beauty". Dicho éxito creo que le ha marcado durante su carrera y ha provocado que obras posteriores bastante interesantes hayan sido revisadas de una forma bastante estricta. Es cierto que nunca ha llegado a estar a la altura de su ópera prima (salvo "Camino a la Perdición" y una de las mejores películas de James Bond realizadas, "Skyfall") pero siempre ha sido un director con algo que mostrar. Y "1917" es otra muestra de ello y, por fin, se le ha vuelto a reconocer hasta el punto de poder ganar su segundo Oscar. La pregunta es, ¿es tan buena "1917? Mi respuesta es que, sin ser de las mejores, es un prodigio técnico donde se junta varios talentos, entre ellos su director, la fotografía (genial Roger Deakins), sus efectos visuales, su trabajo sonoro, el talento de Thomas Newman (BSO), etc. Es un trabajo muy coral y, por mucho que algunos digan, muy bien orquestado por Sam Mendes. No es la mejor película de todos los tiempos, personalmente tampoco me parece lo mejor del año y diría que no es lo mejor de su director, pero es una película que cumple muy bien con bastante requisitos que se le pide a una película para ganar el Oscar. Y, por mucho que digan, es gracias a Sam Mendes.

    Y llego a, para mí, una nominación que podría haber intercambiado por otras. Todd Phillips hace un trabajo, sin duda, a valorar. "Joker" tenía toda la pinta de irse al garete cuando salió el proyecto aunque es cierto que la elección de Phoenix como protagonista levantó bastante los ánimos. Sin duda, "Joker" será recordada como una de las películas del 2019, y con justicia, pero no creo que Todd Phillips sea uno de los mejores directores de este año. Sin duda, "Joker" tiene mucho carácter en su narrativa y, por supuesto, la película es lo que es por su brutal protagonista, Joaquin Phoenix. Sobre Phillips, cumple bastante y no voy a entrar en las evidentes coincidencias que tiene la dirección con la de otro cineasta también nominado. Pero si creo que, pese a su solvencia, Phillips peca bastante de realizar una dirección bastante maniquea y, en ciertos momentos, algo torpe. Creo que no afecta al resultado final gracias a un final tremendo y algunas escenas muy logradas pero si creo que es una dirección bastante manipuladora (sobre todo si expones a "Joker" a varios visionados). Personalmente, no habría nominado a Phillips y pienso que Greta Gerwig, Baumbach, Almodóvar, por decir algunos, habrían sido nominados bastante más a la altura de los cuatro anteriomente mencionados.

    Ganará: Sam Mendes.
    Podría Ganar: Joon-Ho Bong.
    Debería Ganar: Joon-Ho Bong.
    Debería Estar Nominado: Greta Gerwig.

    ResponderEliminar
  12. Mejor director parecía ser al comienzo de la temporada de premios una categoría de premios una categoría mucho mas interesante y abierta de lo que ha acabado siendo, Sam Mendes se perfila como el gran favorito al premio teniendo como máxima alternativa a Bong Jon Hoo.


    A sus 77 años Martin Scorsese recibe su novena nominación en la categoría de mejor dirección el cinesta neoyorquino que ya gano en 2006 por the departed, dirige esta historia epica sobre la mafia estadounidense en la que si bien no es tan energica como otros de sus trabajos, Scorsese hace uso una vez mas de su único estilo de dirigir con su habitual edición, fotografía e incluso guion con toques de humor, Scorsese llego a verse como el gran favorito al inicio de la temporada de premios sin embargo el desinfle brutal de su película en los premios, ya hacen muy difícil una segunda estatuilla para el cesta.



    El director surcoreano Bong Jon Hoo ha sido uno de los grandes protagonistas de esta ceremonia y del año cinematográfico, para su dirección en parasite el cineasta se encargo junto a su equipo de producción de construir las ya míticas dos casas que se ven en la película, otro gran aspecto característico de su dirección ha sido la edición tan llamativa asi como audaz, el director es la única alternativa a la dirección de la para muchos proeza técnica del año.



    Sam Mendes ha vuelto en grande a los oscar 20 años después de salir triunfal con american beauty, el director se ha embarcado en la cinta belica baasado en las experiencias contadas por su abuela y en el que decidio mostrar la historia por medio de un único plano secuencia que hiciera mas imersiva la experiencia cinematográfica, el trabajo de Mendes ha sido para la industria el gran trabajo técnico del año y se ha convertido en el gran favorito para alzarse con su segundo oscar.


    Quentin Tarantino obtiene su tercera nominación como director este año por la que es la película mas personal para el director, aunque el guion en la película es fundamental este a diferencia que otros trabajos de Tarantino, la dirección ha terminado siendo igual o incluso mas importante para la película, la dirección se hace ver sobre todo a la hora de exponer al hollywood de los años 60, Tarantino no ganara su primer oscar como director este año tiene mucho mejores oportunidades en otras categorías pero sin duda es un cineasta único al que la academia debería valorar mas.


    Todd Phillips el director de geniales comedias como la trilogía de the hangover ha hecho la película mas exitosa de su carrera, joker con la que ha demostrado de forma definitiva su gran talento como director, Phillips hace sin duda su trabajo visual mas poderoso, haciéndose notar un gran dominio cinematográfico en la fotografía, la edición, el sonido, Phillips no se hara con el oscar este año pero sin duda es un director al que se le debe de tomar mucho mas en cuenta y que con esta cinta demuestra un futuro prometedor.


    Ganara: Sam Mendes por 1917
    Podria ganar: Bon Jon Hoo por parasite
    Deberia ganar: Todd Phillips por joker o Bon Jon Hoo por parasite
    Deberia estar nominada: Greta Gerwig por little women

    ResponderEliminar