Última hora

TIFF 2013: Labor Day divide a la crítica en su segundo festival de la temporada

By Víctor Muesa - 9 de septiembre de 2013 2 Comments

A finales del mes pasado, Jason Reitman estrenó en Telluride su última película, “Labor Day”, recibiendo elogios de los que allí pudieron verla. La cinta protagonizada por Kate Winslet y Josh Brolin, aún sin póster y tráiler oficiales pero con un clip que os ofrecimos el pasado viernes, hizo el sábado su segunda parada en un festival: Toronto. En esta ocasión, hablamos de opiniones encontradas: por un lado seguimos escuchando alabanzas para las interpretaciones y la originalidad del proyecto comparado con los anteriores trabajos del director, pero por otro, algunos hablan de “sensación de falsedad” al ver la película y resaltan el esfuerzo que tiene que hacer el espectador para aceptar la premisa de la historia . Si Reitman quiere una presencia más contundente en la carrera en un año tan cargado como 2013, las críticas tal vez deberían ser un poco más entusiastas. Pero recordemos que aún estamos hablando de críticas de los primeros festivales, y que los gremios pueden dar la vuelta a la tortilla dentro de unos meses (no sería la primera ni la última vez que lo hicieran). Por el momento, estas son algunas de las reacciones que conocemos tras su paso por Toronto.

“La quinta película de Jason Reitman supone un cambio para el director, y ofrece jugosos papeles para Kate Winslet y Josh Brolin”. Así abre Catherine Shoard su crítica para theguardian.com, y continua: “por su aproximación honesta a los deseos humanos más básicos, su constancia, y su enfoque intenso en una historia pequeña (que podría venir directamente de Douglas Sirk), la quinta película de Jason Reitman parece tener poco en común con las cuatro anteriores. “Thank You For Smoking”, “Juno”, “Up in the Air” y “Young Adult” compartían un gusto por los diálogos chispeantes y referencias intelectuales que quitaban un poco de peso a los golpes. “Labor Day” es distinta. Es casi una provocación: Reitman debe ser consciente del potencial de la insinuación, y del esfuerzo que requiere de la audiencia esa sinceridad. Nos reta a que nos importe (…) Su ejecución es brillante, desde la cámara deslizándose y el equilibrio de la puesta en escena hasta la música de Rolfe Kent, que nos mantiene pendientes del género para después mantener la tensión una vez estamos ahí. Las interpretaciones están tan conseguidas como cabría esperar: Winslet es un revoltijo de temblores, Brolin camina con seguridad por la cuerda floja.”

En Variety son bastante más escuetos, y clasifican directamente las ventajas y obstáculos que puede encontrar la película en esta carrera. Entre las ventajas resaltan “el trabajo de dirección y guión de Reitman, las interpretaciones, el sutil aunque destacado trabajo y la originalidad del film.” Por otra parte, estamos en “un año abarrotado de buenos trabajos. Y ‘Labor Day’ exige un esfuerzo por parte de la audiencia para aceptar de entrada el hecho de que una madre depresiva permita a un preso fugado de la cárcel entrar en su vida y en la de su hijo.” Al final de la crítica puntualizan que “aunque un bloggero se refirió a la película como sensiblera, no lo es. El final es lacrimógeno, pero son lágrimas ganadas, no manipuladas.”

Quizá la más entusiasta de las opiniones sobre “Labor Day” la podemos leer en wegotthiscovered.com: “la fuerza de Reitman como director de actores no ha hecho más que crecer con cada película. ‘Labor Day’ tiene poco de ese juego de palabras rápido e inteligente de ‘Thank You For Smoking’ o ‘Juno’, pero no lo necesita. Los momentos más preciosos de la película no incluyen diálogo alguno (al menos nada que sea relevante para la trama o que intente llamar la atención). El uso frecuente de flashbacks, fantasías y un verano luminoso le dan un toque de ensoñación a lo que serían escenas normales y corrientes jugando al beisbol o haciendo un pastel (…) Lo que realmente distingue a ‘Labor Day’ de los anteriores trabajos de Reitman es su sentido del lugar. Que sus tres primeras películas fueran capaces de aprovechar el humor cultural del momento, provoca que nuevos visionados tras años del estreno no sean tan satisfactorios como la primera vez. ‘Labor Day’ no tendrá ese problema. Como la enternecedora historia de un adolescente que es, y apasionado drama romántico al mismo tiempo, triunfa en su compromiso inquebrantable con sus personajes, la complejidad de quiénes son, y la lucha para convertirse en quien quieren ser.”

También tienen muy buenas palabras para las interpretaciones de Kate Winslet y Josh Brolin: “Brolin se mete con naturalidad y sin esfuerzo en la piel de personajes de una intensidad suave. Rara vez piensas que está actuando; Frank existe simplemente. El personaje de Adele tiene, en apariencia, más de actuación. Un papel como el de Adele requiere un pulso de cirujano para controlar la emoción y los gestos agitados e inestables del personaje. Winslet hace su trabajo con aplomo, y añade otra interpretación sublime a una carrera excelente. Su interpretación nos recuerda por qué su aparición en cualquier película logrará titulares.”

El contrapunto a este entusiasmo lo pone Tim Robey en thetelegraph.co.uk: “se nota la destreza, la preocupación y la sensibilidad en cada fotograma de ‘Labor Day’, pero por qué la película tiene esa sensación de falsedad, es un misterio. El director y guionista Jason Reitman nos ha ofrecido el punto de vista de una adolescente mordaz en ‘Juno’ y el aún más agotador de un adulto en ‘Up in the Air’ (títulos que comparten esa apariencia de cinismo, pero que expone con orgullo un corazón oculto). En este caso, adapta la novela de 2009 de Joyce Maynard, pero falla al caer en una monotonía emocional de besos al sol, y más o menos se queda estancado en eso. La sinceridad con ese toque de fantasía es el efecto que pretende conseguir, pero hay tantos momentos de beisbol bajo una luz mágica, tantas escenas de tráiler de acogedores rituales familiares, y flashbacks incompletos del misterioso pasado de un personaje que la película puede diseminarse antes de que te preguntes si te lo crees o no.”

Y añade sobre las interpretaciones: “podríamos hablar de Kate Winslet, cuyo papel como Adele (una madre divorciada y depresiva en la Nueva Hampshire de mediados de los 80s) es otra buena interpretación para su colección de amas de casa infelices (lo mismo que vimos en ‘Little Children’ o ‘Revolutionary Road’). Josh Brolin está más que aceptable como Frank, un preso fugado de la cárcel, que con tranquilidad pero con firmeza exige a Adele y a su hijo Henry (Gattlin Girffith) que lo oculten en su hogar deliciosamente decorado (…) Griffith también está bastante impactante. Pero resulta extraño lo poco que sus esfuerzos combinados dan resultado.”

Labor Day” de Jason Reitman tendrá un estreno limitado en Estados Unidos el día de Navidad. A continuación podéis ver el video de la rueda de prensa posterior al pase del sábado con Jason Reitman, Kate Winslet, Josh Brolin y Gattlin Griffith, en la que comentan detalles de la producción, como por ejemplo que el director optó por esperar durante meses (de hecho, hizo su cuarta película antes) a que Winslet estuviera disponible para rodar la película.

2 comentarios to ''TIFF 2013: Labor Day divide a la crítica en su segundo festival de la temporada"

ADD COMMENT
  1. Sin duda siempre habrá criticas positivas como negativas, como vemos abundan las positivas, se ve que tiene una destreza el guion, la destreza de enfatizar un misterio y a la vez caer en un thriller que cambia por completo al romanticismo y cae nuevamente en el misterio. Labor day es una pelicula que se merece por lo minimo, se vista, examinada, conocer a fondo y descubrir los contrastes que Jason Reitman quiso dar.
    Josh Brolin desempeñó un papel de una forma muy natural y por ello debe ser valorado en la temporada de premios, Kate Winslet, demostró porque tiene 6 candidaturas al oscar, una interpretacion sublime, sencilla, espontanea pero muy poderosa, igual creo que tiene muchas posibilidades de ganar su segundo premio de la academia, Mildred Pierce, miniserie que protagonizó tiene por lo poco algo parecido en lo sublime del personaje, en el cual ganó el Globo de Oro, emmy, etc. con Labor Day aunque será a mi criterio un año super riñido en la categoria de Mejor Actriz, será una categoría fascinante e imposible de no ver, Kate Winslet tiene posibilidad, cada vez mas fuerte.

    ResponderEliminar
  2. Larga vida a Reitman hijo. Quizás uno de los cinco mejores directores jóvenes de Estados Unidos, y por qué no entre los 10 del mundo entero.

    Ya espero ver esta obra.

    Saludos!

    ResponderEliminar