Última hora

El caso 'Unbroken' y las supuestas películas 'de Oscar'

By Juan Sanguino - 23 de octubre de 2014 28 Comments

Con el lanzamiento del segundo trailer de 'Unbroken' (Invencible), se han confirmado las impresiones que nos dejó el primero: es una mastodóntica y lujosa producción que narra las épicas hazañas de un hombre cuya valentía, honor e integridad le ayudaron a sobrevivir las mayores tragedias imaginables del siglo XX. Nada más, y nada menos. Esta es una propuesta bastante ambiciosa tratándose de la segunda película como directora de Angelina Jolie, tras la mucho más pequeña (e ignorada) 'En la tierra de sangre y miel'.

El hecho de que la cinta tenga trasfondo histórico y cuente la historia de un héroe, y lo haga sin miedo a conectar directamente con las emociones de los espectadores, levantó la desconfianza y el cinismo de bastantes cinéfilos. Sus argumentos para despreciar a priori la película la acusaban de manipuladora, facilona, mil veces vista o película para señoras. No voy a entrar en lo estériles que me parecen esos argumentos a la hora de atacar una película, porque dentro de ese subgénero las hay buenas y las hay malas. Quiero centrarme en una frase que siempre me ha llamado mucho la atención: "es una película hecha para los Oscars".

¿Qué es una "película hecha para los Oscars"?

Quiero dejar claro que entiendo perfectamente lo que quiere decir esa acusación. Se refiere a que 'Unbroken' es una epopeya emotiva más grande que la vida y pretende conmover a todo tipo de público. Comprensible prejuicio. Ahora bien, ¿cuál es la última película con esas características que ganó el Oscar? 'Titanic'. Hace 17 años. ¿Y antes que ella? 'El paciente inglés', un año antes. Podríamos encajar también en este grupo títulos ganadores como 'Memorias de África' (1985) y 'Braveheart' (1995). Por lo tanto, el concepto comúnmente extendido como "película para los Oscars" se basa en ganadoras de hace dos décadas.


Ahora voy a abrir un poco el espectro a lo que conocemos como "feel-good" movies, películas en positivo puramente hollywoodienses que quizá no tenían como intención ganar el Oscar cuando se rodaron pero sin duda su victoria contribuyó al estereotipo de la "ganadora conservadora": 'Argo', 'The artist', 'El discurso del rey', 'Slumdog millionaire', 'Una mente maravillosa'. Eso son cinco películas en 15 años. Cinco películas pensadas para conseguir que público de todas las edades y condiciones sociales se sienta buena persona al acabar, y que evitaban abiertamente cualquier elemento sórdido u oscuro a la hora de contar la historia. Cinco películas, en definitiva, que podemos ver con nuestras madres.

Me atrevería a decir que la victoria de 'Unbroken' (Invencible) sería en realidad un anacronismo hoy en día. Un regreso a aquellos triunfos arrolladores que se daban en los 90 gracias a películas que suponían un excelente alarde técnico y artístico que les hacía optar a literalmente todos los premios de la noche.

Llevo muchos años siguiendo la carrera, y os aseguro que el argumento descalificativo de "es una película para los Oscars" siempre viene de gente que desprecia los Oscars (y por tanto no tiene ni idea, pero por supuesto tiene muchas opiniones al respecto), que cree que el cine para el gran público es malo por definición e, incluso, que la gente que llena las salas es estúpida.

Así que soy yo quien desacredita a ese tipo de cinéfilos, que basa sus argumentaciones en prejuicios, elitismos intelectuales y ganadoras de hace 20 años. Pero nunca se pararán a mirar los datos, ni a entender que si una gran película conecta con millones de personas de todo el mundo será porque mala, lo que se dice mala, no es.

Yo sí tengo datos en los que basar mi opinión, y no solo se trata de ganadoras, sino también de perdedoras. Echemos un vistazo a un puñado de supuestas "películas para los Oscars" que no consiguieron engañar a la Academia, agrupándolas por sus bazas más oscarizables.

Historias épicas de valores humanos

Es inevitable recordar 'Leyendas de pasión', aquel drama romántico que tenía numerosos elementos para seducir a la Academia: una estrella en su primer gran reto dramático (Brad Pitt), la chica guapa de moda (Julia Ormond) y un prestigioso actor maduro ganador del Oscar (Anthony Hopkins). La factura artística era impecable, con James Horner componiendo la música y John Toll como director de fotografía (Toll ganaría el único Oscar de la película, y repetiría el año siguiente con 'Braveheart').


¿Qué es lo que falló? Dos palabras: Edward Zwick. El director de la también fallida 'El último samurái' y la más interesante 'Diamantes de sangre' demostró que no hay fórmula infalible para ganar el Oscar. La Academia podría haber optado por la vía clásica, pero prefirió apostar por nominaciones más revolucionarias como 'Pulp fiction' o 'Cuatro bodas y un funeral', la primera comedia nominada al Oscar en la década de los 90.

El año pasado sin ir más lejos se repitió el error con 'El mayordomo', drama político que apostaba por la sensibilidad más manipuladora y pasada de moda, y que se acabó convirtiendo en el hazmerreir de la carrera con su desfile de caras conocidas mal maquilladas interpretando a figuras clave en la historia de los Estados Unidos. Fue un éxito de taquilla, pero no consiguió una sola nominación ni en los premios de la Academia ni en los Globos de Oro.

Directores comerciales en busca del reconocimiento dramático

El hecho de que Steven Spielberg, Robert Zemeckis y James Cameron arrasasen en los Oscars con proyectos grandilocuentes después de varios años triunfando en la taquilla mundial con películas de ciencia-ficción y aventuras hace que esta transición parezca fácil.

No lo es.


Cuando Michael Bay abordó su drama bélico 'Pearl Harbor' cometió una sarta de errores atroces: se limitó a copiar el esquema de 'Titanic', combinando una catástrofe histórica conocida por todos con una tragedia romántica para atraer al público adolescente. ¿Qué podía salir mal? Todo. A diferencia de la legendaria película de Cameron, 'Pearl Harbor' no tenía una historia de amor sólida, ni cuidó los detalles históricos para darle envergadura a la obra, ni tenía un guión sin fisuras que funcionase como el mecanismo de un reloj. Pero lo más bochornoso de 'Pearl Harbor' es probablemente su casting: Ben Affleck, Kate Beckinsale y Josh Harnett eran semi-estrellas de moda que jamás podrían compararse a dos animales interpretativos con el magnetismo de Leonardo DiCaprio y Kate Winslet.

Con una perspetiva completamente distinta, Baz Luhrmann se propuso rodar "el 'Lo que el viento se llevó' australiano" (y le cito textualmente), pero sin renunciar a su irreverente sentido del humor y su melodramatismo hortera. Nada podía salir bien de ahí, pero por si no os acordáis os aseguro que 'Australia' fue la mayor aspirante de 2008 durante meses. Hasta que la vieron.

Grandes historias, grandes directores

Tener un gran nombre al frente de una epopeya dramática garantiza la presencia en los Oscars, pero en absoluto la victoria. Un imparable Steven Spielberg volvió al cine tras 'La lista de Schindler' con 'Amistad', una película clásica, modélica, en la que nada podía fallar. Pero falló. La crítica recibió la cinta con frialdad, y el público no conectó con la que aspiraba a ser la crónica definitiva sobre la esclavitud.


Pero si hablamos de grandes nombres ignorados por los Oscars, Martin Scorsese merecería su propio artículo. Injustamente derrotado en 1990 por 'Bailando con lobos', su filmografía se fue recluyendo cada vez más en dramas históricos, tan solventes como impersonales, que supusieron dos derrotas en los Oscars que ni siquiera los Globos de Oro vieron venir: 'Gangs of New York' y 'El aviador'. Ambas películas lo tenían absolutamente todo para arrasar en los premios de la Academia, pero cayeron derrotadas ante propuestas menos calculadas y más áuténticas. Paradójicamente, Scorsese acabaría triunfando con 'Infiltrados', la primera película de mafiosos en ganar desde 1974 y que sentaría precedente en una etapa ciertamente transgresora para los Oscars ('No es país para viejos', 'En tierra hostil'). Por mucho que fuese el primer "remake" en ganar el premio gordo.

Con una historia más pequeña pero las mismas intenciones de Oscars, Robert Redford adaptó el bestseller 'El hombre que susurraba a los caballos' en 1998, con la recientemente nominada Kristin Scott-Thomas y una poesía visual muy del gusto de la Academia en los 90. Estoy seguro de que muchos predecían su victoria antes de su estreno, pero la película acabó quedándose en tierra de nadie (crítica y comercialmente) e irremediablemente cayendo en el olvido.

Directores oscarizados que vuelven a por más

Aquí la lista es inmensa. La maldición de la segunda película es un hecho, ya que siempre es más fácil sorprender con una buena película si nadie sabe de dónde viene su director y por tanto no ve venir el huracán.

Pero con su siguiente propuesta, el director debe demostrar que su éxito no fue una casualidad y que efectivamente es un gran cineasta a tener en cuenta. Pocos lo consiguen. La Academia (y la crítica y el público) recibirán su segunda película con recelo y desconfianza, lo cual sumado a la habitual equivocación de intentar conseguir dos Oscars seguidos acaba en un desastre que a menudo es ridiculizado por la prensa.

En este grupo es pertinente recordar desastres como 'Cold mountain'. Tras la incomprendida 'El talento de Mr Ripley' (cuya turbiedad psicológica nunca pretendió seducir a la Academia en realidad), Anthony Minghella adaptó un bestseller histórico con tres estrellas colosales para los Oscars: Nicole Kidman, Jude Law y Renée Zellweger. Repetía el equipo artístico que embelleció la flamante ganadora de 1996, 'El paciente inglés'. Pero a 'Cold mountain' se le veían tanto las intenciones, que resultaba hasta incómoda de ver.



Del mismo modo otros directores fracasarían en su intento de repetir la victoria: Sam Mendes fue cruelmente ignorado por un drama clasicista tan ejemplar como 'Camino a la perdición', con Tom Hanks (2 Oscars), Paul Newman (1 Oscar, 1 Honorífico) y Jude Law (1 nominación); Rob Marshall rodó una de las películas más visualmente hermosas de la década adaptando un bestseller que estuvo en manos de Spielberg durante años, pero olvidándose de contar una historia apasionada y/o apasionante con 'Memorias de una geisha'; John Madden fichó al ganador del Oscar Nicolas Cage y a la inexplicable estrella de moda Penélope Cruz y les retrató en un drama romántico-histórico-exótico de manual, 'La mandolina del capitán Corelli'; y por último Ron Howard se equivocó estrenando un mayo una historia de superación interpretada por tres ídolos de Oscar supuestamente infalibles: Russell Crowe, Renée Zelwegger y Paul Giamatti, pero con el título menos comercial que recuerdo, 'Cinderella man'.

Mi intención con esta enumeración de victorias y derrotas es desmontar tanto el concepto como el argumento y el prejuicio de "película para los Oscars". No hay una fórmula matemática para ganar un Oscar, y mientras que es innegable que ciertos elementos y géneros atraen más la atención de los académicos, no basta con meter en una coctelera todos los recursos que hicieron ganar a otras películas en el pasado.

En pocas palabras: la Academia no va a premiar la misma película dos veces.

A la Academia no es tan fácil colársela, y no les hace ninguna gracia cuando a una película se le ven tanto las intenciones, costuras y mecanismos. Es fácil hablar de "victoria fácil" a posteriori. Pero nadie hablaba de Oscars cuando James Cameron anunció su intención de rodar 'Titanic', ni se esperaba que una alta comedia romántica (pseudo-histórica, pero absolutamente comedia romántica) como 'Shakespeare enamorado' le arrebatase el Oscar a un drama bélico del director más importante de Hollywood. Tampoco era predecible que un peplum ganase el Oscar 40 años después de 'Ben-Hur', y apuesto a que cuando Peter Jackson empezó el rodaje de 'El señor de los anillos' su intención no era ganar 11 Oscars, sino salir vivo de la mastodóntica empresa.

Ahora, todas ellas son "películas de Oscar", pero recordemos que en su momento las estadísticas estaban en su contra. ¿Acaso una victoria de un drama clásico "bigger than life" para todos los públicos como 'Unbroken' no sería una verdadera sorpresa en los tiempos que corren?

28 comentarios to ''El caso 'Unbroken' y las supuestas películas 'de Oscar'"

ADD COMMENT
  1. Excelente artículo, y muy cierto todo lo que dice. En la actualidad mucha gente crítica a estos premios sólo porque no premian a lo que mas les gusto -por lo general les gustan filmes que son "menos moralistas y más realistas", y eso es algo totalmente falso ya que todos los filmes que participan en cualquier carrera son muy moralistas, inclusive los más violentos.

    Debemos de darle oportunidad a Unbroken, nunca se sabe lo que pueda ocurrir, que tal si sucede los mismo que con la " Good night and good luck" de Geroge Clooney. A mi parecer, las únicas injusticias de los oscar en toda la década fueron "A beautiful mind", " Chicago", "Crash" y "The king's speechs", y aun así nadie les quita que sean muy buenas películas. Pero siempre existirán arenosos y haters en internet que no les gusta todo aquello con lo que están en contra.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo, referente a "Crash" y "The king's speechs"

      Eliminar
    2. ¿Con que éstas de acuerdo? ¿Con qué sean buenas películas? O ¿Con que no merecían el premio?

      Eliminar
    3. Hay que tener mucho cuidado con la utilización de "injusticia" porque, para lo que algunos puede ser injusto, para otros puede no serlo... es un concepto que, aplicado al cine por ejemplo, es bastante subjetivo, por lo que comentar que películas merece o no el Oscar es muy complicado y merece, con el tiempo, un análisis de las distintas reacciones de la crítica, del público y como fue la temporada de premios para hacerse una mejor idea de por qué se llevaron dichos Oscar tales películas.

      Eliminar
  2. Sólo quiero decir una cosa: me niego a creer que Angelina Jolie sea buena directora de cine. Y si es así, cosa que dudo, creería que su trabajo fue hecho por terceros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si nos ponemos así, nadie hubiera pensado que Ben Affleck, antes de dirigir su primera película (la excelente "Gone Baby Gone") iba a ser uno de los directores más interesantes que ha dado Hollywood en los últimos 10 años... y ahí está con 3 películas dirigidas de una calidad cinematográfica bastante evidente.

      No digo que Angelina Jolie sea el mismo caso (su ópera prima tiene deficiencias bastante notables)... pero hay que afrontar las películas sin prejuicios y yo le daré una oportunidad, al menos, a "Unbroken"... al menos, no voy a crucificarla antes de verla como algunos están haciendo.

      Eliminar
  3. En mi humilde opinion pero Gangs of New york es una pelicula tremendamente infravalorada, el paso del tiempo la a tratado muy bien, y pocas veces se radiagrafio tan bien la indiosincracia Americana. Tambien rescato Cold Mountain, otra joya infravalorada por muchos.

    Cagadas de la academia, De Aqui a la etrenidad y Crash
    Cagadas menores, por que sin ser mala las habia mucho mejores: Argo, The artist, The King Speech, Chicago, Shakesp.., Dances with Wolves, Gente corriente, Rocky, Contacto en Francia.
    Ganadoras donde no me quejo por que habia calidad y caulquiera pudo haber ganado: Forest Gump, One Flew Over..., El Padrino 2, Midnight Cowboy( Tambien debio estar nominada Danzad, danzad malditos), Rebecca, The Departed(les falto nominar Children of men), No Country for ol men, Quieres ser millonario.
    Peliculas con las que acertaron sin lugar a duda: Sin Novedad en el frente, Vive como Quieras, Marty, El apartamento, El Padrino, El Golpe, Annie Hall, Out of Africa, Platoon, El silencio de los inocentes, Los imperdonables, Belleza Americana, Gladiator y Golpes del Destino.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Concuerdo contigo Gangs of New York y Cold Mountain están muy infravaloradas. ¿Querian Oscars? Sí, pero no hay que negar que están muy bien hechas -tal vez el problema en ambas sea la duración pero aún así hay que reconocer que sin ser obras maestras son muy muy buenas-

      Eliminar
    2. "Gangs of New York" le perjudicó, en buena parte, las grandes expectativas que había hacia este proyecto tan anhelado por Scorsese desde hace años y la crítica la recibió de manera tibia y no terminó de enganchar con el público... sin embargo, es una película que ha ido cogiendo "solera" con el tiempo y hay críticos actuales que ven en ella un crudo reflejo de como era la violencia de NY en la época cuando estalló la Guerra Civil de EEUU, viéndose que el Norte no era el paraíso que muchos escribieron... también hay que decir que la película recibió 10 nominaciones (no ganó ninguno es cierto), por lo que no se puede decir que fuera un fracaso en los Oscar... al igual que "The Aviator" que logró 11 nominaciones y 5 Oscar.

      Sobre "Cold Mountain", si fue recibida de forma más dura y, aunque logró 7 nominaciones (y el Oscar para Renee Zellweger), si se quedó fuera la categoría reina cuando muchos la daban por hecha dicha presencia. El motivo creo que fue que muchos académicos pensaron, en su momento, que los 9 Oscar que consiguió "The English Patient" fueron suficientes para la carrera de Anthony Minghella. Las duras críticas fueron también clave, ciertamente, pero "The Talented Mr Ripley" logró una excelente acogida de los expertos y fue aun más olvidada que "Cold Mountain"... Anthony Minghella, personalmente, siempre ha sido bastante víctima de los 9 Oscar de "The English Patient" y eso, desgraciadamente, ha provocado que no le hayan reconocido, más tarde, su talento detrás de la cámara.

      Eliminar
    3. Concuerdo contigo con Could Mountain, no así con Gangs of New York. Así mismo considero que Out of África no lo merecía.

      Eliminar
    4. Han expresado muy bien lo que desde hace tiempo pienso sobre Cold Mountain. Realmente las críticas no fueron malas (Metacritic así lo abala); de hecho, hasta obtuvo la nominación al Gremio de productores (en ese momento aún con 5 nominados), cosa que no lograron películas como Las Horas y Perdidos en Tokyo.

      Cada vez que veo Cold Mountain recuerdo como muchos decían que Zellweger opacaba a Kidman, con el tiempo me convenzo cada vez más de lo sobreactuada que lució Zellweger (muy criticada en su aparición reciente en Los Angeles) y de lo sutil que fue la actuación de Nicole (no me hubiera molestado su nominación al Óscar).

      Cold Mountain es una gran película, el tiempo la pondrá en su sitio como ocurre con las buenas películas infravaloradas.

      Eliminar
  4. Sí, es totalmente cierto que "un libro no puede juzgarse por su cubierta". Y, claro, existen un sinnúmero de producciones que enaltecen los valores tradicionales y han puesto de acuerdo tanto al público como a la crítica (To Kill a Monkingbird, The Shawshank Redemption y The Lion King son, tal vez, los mejores ejemplos). Y por supuesto cualquier juicio a favor o en contra de "Unbroken" antes de haberla visto no pasará más allá de la simple especulación. Pero si algo hemos aprendido aquellos que seguimos año por año la carrera hacia los Oscar, es que las películas que apuestan por mostrar en sus avances todo lo que tienen suelen ser al final una decepción.

    Personalmente yo creo que el arte no tiene la responsabilidad de hacernos sentir bien si no más bien es la representación sensorial de lo que esconde el alma de los seres humanos. Por tanto, no se puede valorar una película en función de los buenos sentimientos que nos despierte, si no en que tan hábil fue su director para convencernos de la visión que propone. De acuerdo con eso, si al final "Unbroken" demuestra ser lo que aparenta en el trailer, premiarla significaría seguir reconociendo producciones bienintencionadas y efectivas (sí, solo eso, efectivas) por encima de películas que verdaderamente le aporten algo novedoso al séptimo arte, como varias de las potenciales competidoras que de verdad ofrecen algo más que buenos sentimientos.

    ResponderEliminar
  5. Que buen artículo, os lo habéis currado. Yo creo que todos tenemos favoritas/os, pero al final hay que ser buen perdedor y reconocer que ha ganado la/el mejor, al margen de las opiniones personales.

    ResponderEliminar
  6. El articulo esta muy bueno, pero dejo de lado una temática que atrapa a la Academia y que explica el éxito de algunas películas como "Argo","The king speech" o "Lincoin", me refiero a que son películas o biográficas o narrativas de un suceso histórico relevante.
    Realizar un film alrededor de algo tan simple como la imposibilidad del habla, asi sea la de un Monarca parece poco atractivo, pero cuando este tiene que dar un mensaje de aliento para su pueblo en la coyuntura mas grave que viviría el Reino Unido en el siglo XX, la cuestión no parece ser tan poco atractiva. El significado del discurso de Jorge VI es vital para comprender la segunda guerra y cuando se hace una película sobre esto con un estilo sobrio y teatral, aunado a la mejor actuación de Colin Firth en su carrera ( una de las mejores actuaciones masculinas del S XXI) tenemos una de las mejores películas de la versión 83 de los Óscar.
    Se podría decir lo mismo con "Argo", "The Queen" " The Iron Lady" etc, Siempre lo dire la Academia premiara películas y papeles biográficos excelentemente realizados por encima de otras temáticas. En 2015 "Umbroken", "The Imitation Game" y "The Theory of Everything" disputaran esta temática contra un cine independiente y natural muy fuerte encarnado en "BoyHood".
    Concluyo, Filmes biográficos y/o históricos para la Academia, en ocasiones son mas relevantes que uines novedosos, al fin y al cabo la realidad supera la ficción.

    ResponderEliminar
  7. Juan Sanguino, excelente artículo. Ya te leía cuando escribías en vescomoeresunazorra o en cinelandia y sigues demostrando mucho talento a la hora de escribir. ¡Felicidades y que sigas así!
    Aunque debo de corregirte y decir que "El hombre que susurraba a los caballos" fue un grandísimo éxito comercial con casi 200 millones de dólares de recaudación a nivel mundial.

    Para mí te has dejado dos películasque fueron concebidas para arrasar en los Oscar y que, finalmente, no consiguieron nada.

    La primera es "Charlie Wilson's War" que suponía por primera vez el encuentro en pantalla entre el hombre más querido por el público norteamericano y la novia de América. A eso hay que añadirle que el reparto estaba también integrado por un actor adorado por la critica y recientemente ganador del Oscar como Philip Seymour Hoffman o las actrices súper emergentes en aquel entonces: Amy Adams y Emily Blunt + un director como Mike Nichols + peli basada en hechos reales y a su vez con un guión que adaptaba a un popular best seller + transfondo con la guerra de Afaganistan... dio como resultado, probablemente no el más deseado por los productores de la película.

    La otra fue "El buen Pastor" que suponía el regreso de Robert de Niro a la dirección tras "Una historia del Bronx" y con una pareja de protagonistas de mucho interes como Matt Damon y Angelina Jolie + otros secundarios como Alec Baldwin, William Hurt o el propio De Niro. Recuerdo que las primeras quinielas de predicciones apuntaban a que arrasaría en los apartados más importantes para la ceremonia del 2006/07.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente la película de Redford hizo como unos 170 millones mundiales pero hay que recordar que la recaudación en la que los estudios se fijan es la que tiene en EU (realmente no entiendo muy bien por qué) y ahí en EU si tuvo un pobre resultado. Hizo 76 y costó 60.

      Eliminar
    2. En realidad, los Estudios hace ya tiempo que tienen mucho más en cuenta el mercado internacional, sobre todo el asiático... el ejemplo es "Pacific Rim", que apenas tuvo repercusión en EEUU pero en Japón y China fueron un éxito tremendo... y eso les ha garantizado una segunda película. La cuarta de Transformers, aunque ha sido un bombazo en todo el mundo, fue en realidad en China donde ha arrollado ya que en EEUU no ha podido superar ni a "Guardians of the Galaxy", ni a la nueva del "Capi", ni a "The Lego Movie"... es más, de la cuatro entregas, ha sdo la que menos ha recaudado en EEUU... y sin embargo, se ha convertido en la más taquillera de la historia del mercado chino y solo ha sido superada, en total, por la segunda entrega.

      "The Horse Whisperer", como ha comentado Carlos, ha sido el mayor éxito en taquilla que ha tenido Robert Redford como director y, teniendo en cuenta su excesiva duración y que tuvo problemas de distribución en su estreno, los 70 mill en EEUU es un buen dato ya que, según los Estudios, una producción "cubre expediente" si, al menos, recauda lo gastado con la taquilla en EEUU... por lo tanto, no se puede considerar que sus resultados fueran pobres en taquilla.

      Otra cosa fue la tibia respuesta de la crítica y la casi total ausencia en los premios de esa temporada ya que se esperaba mucho de este proyecto de Robert Redford... aunque no fue un batacazo tan brutal como lo fue "The Legend of Bagger Vance"

      Eliminar
  8. Me gusta mucho el enfoque que le da Sanguino a sus notas, pero alguien por favor avísele que la película más hecha "para los Oscar" que se ha visto recientemente fue la última ganadora, la soporífera "12 years a slave". Sino, miren al farsante de McQueen saltando como un nene que fue besado por primera vez tras ganar el Oscar a Mejor Película. Asco total.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si hablamos del año pasado, las 3 películas "hechas para el Oscar" y que se quedaron por el camino son: "The Butler", "Saving Mr. Banks" y "The Great Gatsby"... ninguna de las 3 entraron en Película por diversos motivos aunque la película de Luhrmann, al final, salió mejor parada con los dos Oscar que ganó.

      Sobre "12 Years a Slave", puede gustar o no la película dirigida por Steven McQueen pero en absoluto, no es una película realizada para ganar el Oscar. Como se sabe, los gurús y expertos siempre realizan una quiniela muy temprano para adivinar que producciones son las más idóneas para ganar el Oscar... en el 2013, "12 Years a Slave" apenas aparecía en alguna... hay que recordar que pese a ser una película sobre la esclavitud, este tema no es tan recurrente en los Oscar como otros, al menos de forma tan patente... por lo que afirmar que "12 Years a Slave" venció porque "iba de la esclavitud" no es exacto.

      También hay que tener en cuenta los precedentes anteriores de los nominados, solo 3 de ellos tenían experiencia con los Oscar y ninguno se lo llevó para su casa... Patricia Norris (Vestuario) tenía 5 nominaciones anteriormente; Brad Pitt (actor-productor) logró 4 nominaciones antes de esta película (3 en Actor, 1 en Película); y Dede Gardner (productora), fue una de los productores nominados de "Tree of Life". No estamos hablando de profesionales expertos en estas "luchas" sino gente que hace un par de años ni esperaban ser nominados y, ni mucho menos, ganar algún Oscar.

      También hay que tener en cuenta los productores y los distribuidores... todos proceden del circuito "indie" y solo Dede Gardner logró estar nominada en los Oscar ("Tree of Life")... tampoco FoxS (filial "indie" de Fox) es una experta en ganar Oscar (solo lo ha ganado con "Slumdog Millionaire")... tampoco Steven McQueen es un director que se pueda decir que es afín a la Academia por sus películas anteriores ("Hunger" y "Shame")... lo mismo se podría decir de sus actores nominados.

      Además, si hubiera sido una película metódicamente preparada para arrasar en los Oscar, no habrían cometido fallos tan gordos durante la temporada como la pelea entre John Ridley y Steven McQueen (por los derechos del guión) o que un productor llegara a decir que quien no votara a "12 Years a Slave" era un racista... son fallos de gente inexperta en los Oscar.

      "12 Years a Slave" empezó a ser considerada en los Oscar gracias a su gran éxito en Toronto en septiembre... también hay que decir que no solo fue a causa de la victoria en la ciudad canadiense sino también por el éxito rotundo que obtuvo de la crítica (96-97% en RT, 97/10 en MC)... por lo que no es una película "sentimental" realizada para tocar el corazón de la Academia... la crítica. más dura en estas lides, también la ovacionó.

      Personalmente, habría preferido la victoria de "Gravity" y "Her", sobre todo de la primera... pero "12 Years a Slave" tiene puntos positivos suficientes para haber obtenido, con justicia, el Oscar en 2013... en ningún momento fue una película "hecha para los Oscar" (hasta Sasha Stone dudaba de su victoria porque tenía escenas "demasiado duras")... ¿soporífera? hay gente de este blog que también ha dado ese adjetivo a "Gravity"... ¿farsante? no entiendo este término utilizado en este comentario. La película va de lo que va y no engaña a nadie... ¿asco total? como he comentado, puede gustar o no la película... pero eso es ya cuestión subjetiva de cada uno. ese comentario es llevarse por la subjetividad.

      Eliminar
    2. No creo que Mr Banks haya sido hecha para Oscar.

      Eliminar
    3. Ricardo... una producción sobre el cine dentro del cine... que habla de una leyenda como lo es Walt Disney... que nos narra como se creó esa obra maestra que es Mary Poppins... con un apartado técnico-artístico tremendo, donde resalta de sobremanera el 12 veces nominado (y ninguna victoria) Thomas Newman (uno de los grandes compositores de Hollywood)... con una pareja como Emma Thompson (5 nominaciones, 2 Oscar) y Tom Hanks (5 nominaciones, 2 Oscar)... "Saving Mr. Banks", a priori, era una película mucha más enfocada a los Oscar que "12 Years a Slave"... otra cosa es que Buena Vista, históricamente, sea una de las distribuidoras que peores campañas realiza y fracasara en su promoción (incluso se quedó fuera Emma Thomson en una nominación que muchos daban por segura)... no digo que fuera una película favorita para el Oscar... pero en las quinielas anteriores a septiembre, muchos gurús la daban como segura en las nominaciones

      Eliminar
    4. Disculpame pero no lo veo, creeria si me dijeras Agosto o American Hustle. Es como El lobo de wall street. Creo que tiene elementos parecidos a los que tu listas arriba y sinceramente no creo que Scorsese mientras rodaba la película veía Oscars.

      Eliminar
    5. Discúlpame pero comparar "The Wolf of Wall Street" con "Saving Mr. Banks" es como comparar un huevo con una castaña... la película de Martin Scorsese es la historia real de un broker desfasado que con lo que más disfruta es con la estafa, las drogas y la prostitución. Además, Scorsese utiliza un estilo cinematográfico que roza la esquizofrenia, muy acorde a esa época de finales de los 80, principios de los 90, cuando se pensaba que el capitalismo había triunfado frente al resto de sistemas económicos existentes... la comparación entre historias, personajes y estilo cinematográfico de ambas películas es casi antagónico y sorprendió a muchos gurús que una película que había disgustado tanto a un número de académicos, consiguiera tantas nominaciones... hay que recordar que algunos expertos hasta dudaban de que la nominaran en Película... por lo tanto, si hay una película del año pasado que fuera lo contrario a "una película de Oscar", esa fue "The Wolf of Wall Street" mientras que "Saving Mr. Banks" es totalmente lo contrario: historia bienintencionada, personajes famosos y de gran popularidad, una dirección muy clásica y una narrativa bastante lineal. En lo único que fue enfocado al Oscar en la película dirigida por Scorsese fue la construcción del personaje interpretado por Leonardo DiCaprio.

      Sobre las dos películas que mencionas... es cierto que Harvey Weinstein tenía bastantes esperanzas en "August" pero la temática de la propia historia no es acorde a la definición de película "hecha para los Oscar". Es una historia muy intimista, con pocos medios cinematográficos y con bastantes toques de comedia negra... sobre "American Hustle", una cosa es que David O. Russell sea un director que, por x circunstancias, ha caido en gracia últimamente a los académicos y otra distinta que sus películas sean "hechas para los Oscar"... hay que recordar que muchos críticos veían que a "American Hustle" le faltaba seriedad para ser una película que pudiera optar, verdaderamente, a triunfar en los Oscar. Es cierto que, al final, logró numerosas nominaciones... pero casi todas sin opciones reales (salvo Jennifer Lawrence). "American Hustle" se convirtió en una producción "de relleno" en los Oscar del año pasado.

      Como he comentado, Buena Vista produjo "Saving Mr. Banks" con toda la intención de volver a los Oscar por la puerta grandes, con una historia sobre cine dentro del cine, personajes famosos, actores con prestigio, un director poco conocido pero capacitado, un equipo técnico-artístico envidiable... su fracaso es un ejemplo claro de lo que el artículo define de "supuestas películas para los Oscar".

      Eliminar
    6. Esta bien, no quiero causar ningun conflicto ni nada, a fin de cuentas estamos aqui por y para el cine pero creo que no me exprese bien, jamas quise dar a entender que Wolf of Wall Street fue hecha para Oscar, pero que si usamos los puntos que tu diste con Saving Mr Bans, le quedan. (Reparto de renombre, historia ambiciosa, equipo tecnico sobresaliente) de igual manera esos mismos factores entran en Agosto y Hustle, pero no por eso lo hacen una pelicula hecha para ganar el Oscar, a eso me referia. Hay peliculas con claras intenciones y otras, que a pesar de tener equipos muy buenos en todos los niveles, se hacen simplemente por el gusto de hacer cine, ahi estan los Coen, Leigh o el mismo Scorsese -después de The Departed, claro-. Pero bueno, a fin de cuentas, estamos aqui, como dije, para disfrutar del cine.

      Eliminar
    7. Cierto que las películas que comentas tienen esos puntos a favor... pero "Saving Mr. Banks", vuelvo a repetir por enésima vez, es una película protagonizada por uno de los mitos del cine, Walt Disney, y basada en una obra tan mítica para Disney como "Mary Poppins"... sin duda alguna, Buena Vista cuando estuvo preparando esta producción pensó en los Oscar.

      Como has comentado, Martin Scorsese con "The Wolf of Wall Street" no estuvo pensando en los Oscar (si fuera así, habría suavizado ciertas partes) ya que la historia es la antítesis de una película "hecha para los Oscar"... pero si es cierto que, posiblemente, si estuviera pensando en la nominación de Leonardo DiCaprio.

      Con "August" y "American Hustle", no son películas "hechas para el Oscar" precisamente por las historias que narran... una es una comedia negrísima y la otra una suerte de thriller con tintes de comedia ambientada en los 70... vuelvo a repetir, lo que diferencia a "Saving Mr. Banks" de las películas que tu comentas es su historia (cine dentro del cine, Walt Disney, Mary Poppins...) Sin duda, Buena Vista contaba con esta producción para estar presentes en los Oscar... ¿por qué fallaron? sin duda alguna porque Buena Vista no suele estar acertados en sus promociones y, como se vio con "Hitchcock", no siempre estas historias terminan por enganchar al académico.

      Eliminar
  9. Lo mejor del año pasado es que ningunearon esa carajada sin cabeza de american hustle y en cuanto a pelis de oscar, en los últimos años pienso que la Academia ha ido revaluando el concepto y de pronto está enmancillando un concepto que aún no hemos entendido y que mas adelante tendremos en cuenta pues es posible que esa viejera con todo respeto pero así es, de votantes ya se han muerto.y hay nuevas generaciones con pensamientos diferentes aunque no tan liberales como muchos quisieramos

    ResponderEliminar